Telefónica pierde un 27,3% y abona 24,7 millones de indemnización a Julio Linares

01.03.2013 | 07:41

Telefónica obtuvo un beneficio neto de 3.928 millones de euros en el ejercicio 2012, lo que supone un 27,3% menos que en el año anterior, tras realizar saneamientos por 2.536 millones de euros.

La firma presidida por César Alierta precisó que el comportamiento del beneficio neto se vio afectado por los saneamientos de su participación en Telecom Italia, con un impacto de 949 millones de euros y en Telefónica Irlanda de 513 millones de euros, así como por la devaluación del bolívar venezolano, que tuvo un impacto de 417 millones de euros en sus cuentas anuales.

Sin estos efectos, el beneficio neto consolidado de Telefónica alcanzó en el periodo los 6.465 millones de euros, según ha indicado la compañía.

Asimismo, la multinacional española registró unos ingresos el pasado año de 62.356 millones de euros, lo que supone un descenso del 0,8% frente a los 62.837 millones de euros de 2011.

Por su parte, el resultado bruto antes de amortizaciones (Oibda) se incrementó un 5,1%, hasta los 21.231 millones de euros, mientras que el resultado operativo subió un 7,3%, hasta lo 10.798 millones de euros.

La remuneración total del consejo de Telefónica ascendió a 50,5 millones de euros en 2012, frente a los 28,1 millones de euros del año anterior, al incluir la indemnización de 24,7 millones de euros del exconsejero delegado de la compañía, Julio Linares, quién dimitió de este puesto en septiembre de 2012.

Telefónica anunció el pasado mes de septiembre la dimisión de Linares, sustituido por José María Alvarez-Pallete. Linares, que fue designado vicepresidente tercero del consejo de administración de Telefónica, ejerció responsabilidades ejecutivas en la compañía durante más de 40 años.

Enlaces recomendados: Premios Cine