La principal patronal del transporte gallego no respalda los paros nacionales

03.06.2008 | 00:00
Reunión de los miembros del Comité Gallego de Transportes, ayer, en Santiago. / JORGE LEAL Reunión de los miembros del Comité Gallego de Transportes, ayer, en Santiago. / JORGE LEAL

Fetram, pendiente de las provincias de Lugo y A Coruña, mientras Pontevedra apoya la huelga

El transporte gallego está dividido ante la convocatoria de paros nacionales en el sector. La principal patronal en la Comunidad, la Federación Gallega de Transportes de Mercancías (Fegatramer), que representa al 70% del sector gallega, manifestó ayer su negativa a apoyar los paros del 6 y 8 de junio. Por su parte, la Federación Empresarial de Transportes de Mercancías (Fetram), que representa el 20% del sector, está pendiente de la decisión de sus asociados de A Coruña y Lugo, después que los de Pontevedra apoyen un paro desde el 7 de junio. En Ourense sufrieron una escisión y no tienen asociados. Respecto a la Plataforma de Defensa del Sector del Trasporte, mantiene la huelga desde el día 6, al igual que Fenadismer, pero desde el 8.
Todos estos aspectos fueron abordados ayer por Comité Gallego de Transportes, que se reunió en Santiago. El sector también se reunió ayer con la conselleira de Política Territorial, María José Caride, para recordarle las promesas incumplidas. "Lo que importa ahora es que el Gobierno modifique las normas de la estructura del sector y potencie la agrupación de empresas", manifestó a FARO el secretario de la Federación Gallega de Transportes de Mercancías (Fegatramer), Carlos García Cumplido.
Fegatramer está convencida de que los paros no van a aportar ninguna solución a los problemas que tiene el sector. "El último paro de la Plataforma en febrero lo único que sirvió fue para producir una pérdida de 50 millones de euros al sector en Galicia. Es un perjuicio añadido a la ya depauperada situación de las empresas, que no nos podemos permitir", apunta García Cumplido.
El portavoz de la patronal está convencido de que bajar unos céntimos el precio del gasóleo "no resolvería el problema, porque al día siguiente caerían los del mercado en la misma proporción. Los problemas se centran en una estructura empresarial
inadecuada y en los derivados de los descensos en la construcción y en la producción de vehículos".
Fegatramer están a la espera de las negociaciones que sus representantes nacionales mantienen con el Gobierno y que están orientados a conseguir la reestructuración del sector.

Enlaces recomendados: Premios Cine