"Sin la expulsión habríamos ganado"

"Entiende" los pitos, pero recuerda que "el equipo está al 200% de lo que puede dar"

11.04.2016 | 01:56
El entrenador del Pontevedra, Luisito, bajo la lluvia durante el partido de ayer en Pasarón. // Rafa Vázquez

El técnico granate, Luisito, reconocía que el cambio de sistema con el que empezó el choque de ayer en Pasarón no surtió el efecto esperado a la hora de sorprender al Sporting porque "entramos muy mal en el partido". "A la hora de iniciar el juego estuvimos rematadamente mal con balón y eso me obligó, primero a cambiar de sistema y después a sacrificar a dos futbolistas porque creo que si no llego a hacer eso el partido lo hubiésemos perdido", reveló.

El entrenador del Pontevedra explicó que los asturianos, "sin hacer nada" marcaron un gol que "era para matarnos porque dejamos tirar a Mera prácticamente solo" y después "una vez que cambiamos de sistema ya estuvimos mucho mejor en la segunda mitad y yo creo que si no llega a ser por la expulsión hubiéramos ganado". "Carecimos de esa dosis de fortuna" tan necesaria a veces "y la verdad es que lo pagamos muy caro", afirmó.

Luisito reconoció su decepción por el resultado, dado que "para mí empatar en casa es como perder" y señaló que en otras ocasiones el Pontevedra, sobre todo fuera de casa, sí se adaptó "maravillosamente bien" al dibujo con el que los granates empezaron ayer el partido con solo tres defensas. "Yo estudio muy bien al rival y una veces acierto y otras me equivoco", añadió. Explicó que una de las razones por el que el sistema no rindió al 100% es porque "algunos jugadores no están en el mejor estado de forma por razones que yo sé pero que no voy a hacer públicas aquí" e insistió en que él estaba "convencidísimo en que con ese sistema íbamos a hacer un daño terrible al Sporting". "De hecho, les estábamos haciendo daño pero sin profundidad ninguna por eso me vi obligado a meter a Jandrín, que es el jugador más profundo que tenemos".

Luisito también mostró su contrariedad por la segunda tarjeta amarilla que vio el delantero granate Borjas. Cree que si hubo algo fue "penalty" a favor del Pontevedra y aseguró que "es muy difícil que jugando en casa al delantero local lo echen por dos entradas cuando a él lo están mazando por todos lados".

En cuanto a los pitos que se escucharon en algún momento en Pasarón insistió en que "el público es soberano". "Desde la rueda de prensa ante el Coruxo yo ya sabía que podía pasar esto". "Se generaron unas expectativas irreales, tras una campaña magnífica el equipo está al 200% de lo que puede dar, a falta de cinco jornadas ir quintos es algo que nadie lo esperaba", afirmó. Explica que esta trayectoria "enganchó a la afición con el equipo" y "tiene toda la razón" al pitar "dado que en la primera parte el equipo no lo hizo bien". Recordó, de todas formas, que "este es un equipo confeccionado para salvar la categoría" .

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine