El Departamento de Estado de Estados Unidos ha emitido la máxima advertencia posible de viaje a Japón, basándose en las recomendaciones de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) ante el aumento de los casos de COVID-19 en el país asiático y a tan solo dos meses de que se celebren los Juegos Olímpicos.

“Incluso los viajeros totalmente vacunados pueden correr el riesgo de contraer y propagar las variantes de COVID-19, por lo que deben evitar todo viaje a Japón”, advierten los CDC.

El ministro de Exteriores nipón, Toshimitsu Motegi, subrayó que el viaje “no está prohibido cuando es necesario”, una variable que se cumpliría en el caso de los deportistas. Añadió que “no hay cambio en la posición de EE UU de que apoyará la decisión del Gobierno de Japón de seguir adelante con los Juegos Olímpicos”, informa la agencia de noticias Kiodo.