Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La sequía deja en suspenso la reapertura de la piscina olímpica al no poder llenarse

El mal estado del vaso obliga a un nuevo llenado, que será inviable hasta que no regresen las lluvias | La fundación Rías do Sur sí podría contar con la de 25 metros para septiembre

La piscina olímpica, en una competición. NOÉ PARGA

Días después de que el Juzgado de Primera Instancia Número 3 de Pontevedra permitiese cautelarmente la reapertura del Complejo Deportivo Rías do Sur para clubes deportivos y socios fundadores, el presidente de la Fundación Rías do Sur, Héctor Vilariño, confirmó la hoja de ruta que seguirá este organismo para abrir sus puertas en las próximas semanas, con el inicio del curso escolar como referencia.

Una reapertura que se ha visto condicionada por la situación de prealerta por sequía que asola a toda Galicia, la cual impide temporalmente que se pueda llevar a cabo un necesario llenado de la piscina olímpica.

Sin embargo, la Fundación Rías do Sur, que asumirá temporalmente la gestión del personal que operará las instalaciones, sí ha confirmado que podrá poner a disposición de los clubes y socios fundadores la piscina de 25 metros, la cual se encontraba en un mejor estado que la olímpica, que presenta deficiencias estructurales en sus mecanismos de filtrado y clorado, demás de una notable falta de mantenimiento.

Héctor Vilariño, Tino Fernández y Faustino Seoane. | // G SANTOS

El segundo vaso, señaló Vilariño, se encuentra en “condiciones bastante buenas” y no requeriría de un llenado, por lo que prevén que pueda estar disponible para los deportistas al principio de la temporada y el curso escolar.

Tanto Vilariño como Faustino Seoane, responsable de los servicios jurídicos de la Fundación, fueron categóricos con respecto al estado en el que la Fundación se encontró las instalaciones de la piscina olímpica tras el cierre.

“Lo mínimo hubiera sido mantener parámetros sanitarios del agua para que no se dañara el vaso. En estos momentos es un estanque, al que solo le falta que aparezca vida”, afirmó Seoane.

Con respecto a la piscina olímpica, si la situación sequía lo permite, desde Rías do Sur fijan el mes de octubre como el plazo en el que se podría dar una posible reapertura para clubes y socios, una vez terminadas las labores de reparación del vaso así como de las estructuras interiores de la piscina, afectadas por la inactividad desde el cierre unilateral por parte de la concesionaria, Sidecu, en abril.

El resto de instalaciones del complejo deportivo, como los vestuarios, se encuentran en buen estado y estarían operativos para cuando se produzca la apertura.

Por otro lado, la Fundación Rías do Sur confirmó que asumirá íntegramente los gastos derivados de esta nueva apertura, que incluyen el personal propio, el mantenimiento y las reparaciones pertinentes de las instalaciones.

“De momento, no precisamos la ayuda económica del Concello”, afirmó el presidente de este organismo, que agradeció a las instituciones la colaboración proporcionada hasta el momento.

Seoane: “La resolución es satisfactoria”

Junto con el anuncio de que la piscina de Pontemuíños reabrirá durante los próximos meses, tanto el presidente de la Fundación Rías do Sur, Héctor Vilariño, como el representante de los servicios jurídicos, Faustino Seoane, mostraron su satisfacción con las medidas cautelares aprobadas por la justicia la semana pasada. “Podemos decir que la resolución es plenamente satisfactoria para la Fundación, en cuanto a que lo importante es proporcionar el servicio a los clubes y evitar unos daños importantes”, explicó Seoane, en lo referente a que estas entidades de la zona no dispongan de espacios en los que entrenar ni celebrar eventos deportivos, un argumento clave considerado por la jueza a la hora de aprobar estas medidas. Los portavoces de Rías do Sur confirmaron que en las próximas semanas se presentará la demanda contra la empresa concesionaria, Sidecu, por incumplir el contrato entre las dos partes, al vulnerar presuntamente una de sus cláusulas y cerrar las instalaciones para los deportistas durante más de un mes, el plazo máximo establecido en el acuerdo para dicho fin. Por otro lado, el concelleiro de Deportes de Pontevedra, Tino Fernández, intervino para trasladar su apoyo a la Fundación en la causa. “Estamos preocupados por esta situación desde el minuto uno, porque la instalación de Rías do Sur es absolutamente estratégica para el desarrollo del deporte en Pontevedra, tanto para clubes como para eventos deportivos de alto nivel”, recalcó el edil, que afirmó que, desde el principio, el Concello ha acompañado a la Fundación en todas sus actuaciones para “recuperar de algún modo el control de una concesionaria que incumple absolutamente lo contratado”. En lo referente al futuro de las instalaciones, Fernández aseguró que ya existen conversaciones con la Fundación Rías do Sur para buscar fórmulas de colaboración que hagan viable el funcionamiento de la piscina. “Habrá que esperar a las resoluciones judiciales definitivas para conocer cómo queda el tema. Las medidas cautelares permiten dar un paso adelante muy importante de cara al futuro de los clubes de Pontevedra”, valoró el titular de Deportes.

Compartir el artículo

stats