Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los gallegos, hartos con los líderes

Sánchez (3,9) recibe la puntuación más alta; Rivera (2,9) y Abascal (2,1) cierran la tabla

Suspenso rotundo de los gallegos a los seis líderes políticos que concurren a las Elecciones Generales del 10-N. La encuesta realizada por DYM para FARO muestra que, aunque lejos del aprobado, el candidato político mejor valorado del panorama nacional es el socialista Pedro Sánchez, que recibe un 3,9, seguido curiosamente por un novato en estos comicios como cabeza de lista: Íñigo Errejón, al que han puntuado con un 3,6. El líder del Partido Popular (PP), Pablo Casado, se queda con un 3,2, casi la misma puntuación que recibe el de la formación morada (Unidas Podemos), Pablo Iglesias, con un 3,1. Cierran la tabla, a bastante distancia de Sánchez, el candidato de Ciudadanos, Albert Rivera, que consigue un 2,9, y el de Vox, Santiago Abascal, colista con un 2,1.

La encuesta muestra que los votantes gallegos son críticos con la gestión y los planteamientos de PSOE, PP, Más País, PP, Unidas Podemosa nivel nacional, sobre todo teniendo en cuenta la valoración de algunos líderes gallegos. De hecho, entre los seis candidatos no hay ni un solo aprobado, siendo el mejor valorado el todavía presidente en funciones, Pedro Sánchez, al que le faltaría pese a todo 1,1 puntos para un 5 raspado. Al líder socialista no le habría pasado factura estos meses de Gobierno interino.

Destaca, también dentro del suspenso, la irrupción del exfundador de Podemos y líder de Más País en la encuesta. Íñigo Errejón, que nunca había participado en unas generales como cabeza de lista, debuta con un 3,6, tres décimas menos que Sánchez, y 4 más que el líder del PP, Pablo Casado, que este fin de semana ha estado haciendo campaña en Galicia y al que los gallegos dan un 3,2. Casado supera por solo una décima al candidato de UP, Pablo Iglesias, al que separan 8 de diferencia con Sánchez. En peor posición han quedado el líder de Cs, Albert Rivera, que ha sufrido un fuerte retroceso en valoración con respecto a la campaña de abril, quedándose con un 2,9, y el de Vox, que cierra la tabla con un 2,1, 1,8 puntos menos que Sánchez.

Haz click para ampliar el gráfico

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats