Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El perfil del desempleado: mujer sin trabajo en el sector servicios

Este segmento concentra el 64% de los parados totales y siete de cada diez son féminas | Servicios e industria son los que más han dinamizado el mercado laboral en el último año | La construcción remonta

Camarera en una cafetería de Silleda

El pasado mes de noviembre se despidió en las comarcas con algo más de 3.000 parados, de los que el 60% son mujeres. Los servicios, que suelen ejercer de locomotora del mercado laboral, son al mismo tiempo donde más desempleo se concentra en Deza y Tabeirós-Montes pues en estas ocupaciones profesionales figuran 1.934 de los exactamente 3.005 parados totales, pero además de estos cerca de dos millares de personas que están a la espera de una oportunidad de entrar en el mercado laboral casi siete de cada diez son mujeres.

El perfil del desempleado en la zona es, en consecuencia del de una fémina que todavía no ha encontrado trabajo dentro del sector servicios. En este análisis de la situación del mercado del trabajo tomamos como referencia los datos oficiales de los nueve concellos de las comarcas, también Cerdedo-Cotobade como una única entidad municipal, pues en los balances de la Xunta aparecen por separado. Si, como indicamos, los servicios concentran el 64% de los parados totales, el sector que aparece a continuación es la industria (13,6% del total y con la particularidad de que casi la mitad de los trabajadores que están en las colas del paro son lalinenses pues suman 191 del total de 409. En la cabecera comarcal dezana encontramos otro dato curioso pues, a diferencia del resto de los municipios de la zona, el desempleo en la industria es claramente mayoritario entre las mujeres, que suponen 122 de los 191 totales. A Estrada, un concello semejante, registra 92 demandantes de empleo en este sector, de los que medio centenar son féminas; es decir, efectivamente son más que varones, pero no en unos índices tan representativos como en la localidad vecina.

La construcción aporta a las cifras de desempleo casi ocho de cada diez casos y aquí acontece lo contrario: la gran mayoría de las personas que no han sido capaces hasta la fecha de acceder al mercado laboral en este gremio son varones. Si en la industria el peso que Lalín tiene en las cifras absolutas del paro en las comarcas en la industria es incuestionable, en la construcción hay más demandantes en A Estrada (85 casos frente a 55). En la zona figuran un total de 26 mujeres con interés por ocupar un empleo en el sector del ladrillo que no han sido capaces hasta la fecha; ninguna de ellas es de Rodeiro, Agolada o Dozón.

SIMÓN ESPINOSA | Pinche en en la imagen para ampliar

Agro

La relevancia que el sector primario tiene en la economía de las dos comarcas es evidente, pero también lo es la crisis de precios que golpea a los productores de leche y de carne. Con todo, el agro solo aporta el 5% de los desocupados y de los 153 casos absolutos, 87 son hombres. Hay parados en todos los municipios y la dos capitales de comarca comparten el mismo número: 46 en cada caso, mientras que en el extremo opuesto está Agolada con solo un demandante de empleo en este gremio.

¿Cómo estaba la situación hace un año? A finales del undécimo mes de 2020 había en las comarcas un total de 3.812 personas a la espera de una oportunidad laboral, que son 807 menos. En situación de demanda de empleo existían entonces 472 vecinos más en el sector servicios y 100 en la industria. El paro cayó en 93 casos en la construcción y 32 en el agro. Las cifras absolutas nos indican que el desempleo por concellos se redujo en los siguientes valores: Lalín (214), Silleda (70), Vila de Cruces (42), Rodeiro (19), Agolada (19), Dozón (15), A Estrada (352), Forcarei (29) y en Cerdedo-Cotobade bajó en 47.

Más de un centenar logró su primer trabajo

Hace un año figuraban 378 personas en el grupo denominado “sin empleo anterior” y ahora los datos ofrecidos por la Consellería de Emprego nos indican que hay 276. En consonancia, en doce meses fueron más de un centenar de vecinos los que encontraron un puesto de trabajo por primera vez y accedieron al mercado laboral. Todavía son muchos los que aguardan por su primer contrato de trabajo, hasta el punto que suponen el 9% del total. Son 117 los lalinenses en esta situación y 82, vecinos de A Estrada. Otros 22 corresponden a Silleda, Vila de Cruces (13), Rodeiro (4), Agolada (3), Dozón (6), Forcarei (10) y 19 en Cerdedo-Cotobade.

Compartir el artículo

stats