Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El 82% de los estradenses tienen la pauta completa de vacunación frente al COVID

A estas alturas, 885 estradenses se contagiaron de este virus y 12 no pudieron superar la infección | Los casos activos se recortan hasta bajar a los 9 | Lalín se sitúa en los 21

Colas en la Cidade da Cultura, a donde acudieron para vacunarse vecinos de las comarcas. |  // ALFONSO LOÑO

Colas en la Cidade da Cultura, a donde acudieron para vacunarse vecinos de las comarcas. | // ALFONSO LOÑO

Un 82% de los estradenses tienen ya la pauta de vacunación completa contra el COVID-19. El dato se sitúa por encima del 70% que se daba por bueno al inicio de la pandemia para alcanzar la inmunidad colectiva, la también llamada y deseada inmunidad de rebaño. No obstante, de un tiempo a esta parte se marca el objetivo del 90% de población protegida frente al SARS-CoV-2 con la correspondiente vacuna, una meta de la que el municipio estradense no estaría, en base a los datos que maneja el servicio de Atención Primaria, ya demasiado lejos.

El municipio estradense ha visto descender en los últimos días de forma notable las cifras de casos activos, quedándose ya ayer en nueve personas que están cursando la enfermedad, todas ellas en su domicilio. Sin embargo, antes de llegar a este volumen de pacientes con médico en A Estrada que ya se encuentran inmunizados a través de la pauta completa, fueron cientos los estradenses que se contagiaron de un virus capaz de desencadenar una situación a nivel mundial que hasta marzo de 2020 bien podría antojarse como el increíble argumento de una película.

En concreto, hasta la fecha fueron 885 los estradenses a los que les fue diagnosticada la enfermedad. Para detectarla, desde el servicio que dirige Juan Sánchez Castro se pautó la realización de 27.718 pruebas PCR. Confirmados estos positivos, la gran mayoría de los infectados pudieron superar la enfermedad realizando el correspondiente aislamiento y con teleasistencia en su domicilio. Sin embargo, 12 personas corrieron la peor de las suertes y no pudieron sobreponerse a la infección, falleciendo en las distintas olas de la pandemia.

La última ola

La última embestida del COVID-19 en A Estrada comenzó a fraguarse coincidiendo con las celebraciones de las fiestas patronales de San Paio. En un contexto tendente a las reuniones familiares y al margen de la organización segura de los festejos, comenzaron a aflorar varios contagios, que en los primeros días de julio se vieron multiplicados por varios focos, todos ellos surgidos entre jóvenes con una vida social intensa y un contexto principalmente festivo. La problemática estribó en el seguimiento a todas estas cadenas de contactos, que derivaron en algunos casos en el contagio de población ya vacunada.

A lo largo de este verano, el punto de incidencia más elevado se produjo en torno al 22 de julio, data en la que se alcanzaron los 53 casos activos. En la primera quincena de agosto los positivos se mantuvieron por encima de la treintena, descendiendo en la segunda. Los primeros días de septiembre volvió a haber un repunte, que no pasó de los 27 casos y que no ha parado de recortarse. De hecho, desde el último dato de 18 casos aportado el sábado, en la jornada de ayer el número de activos había descendido hasta situarse en la mitad. La última víctima mortal –la duodécima de A Estrada durante esta pandemia– se registró el pasado 9 de septiembre, cuando falleció un estradense de 72 años que llevaba un mes en la UCI luchando contra la enfermedad.

En Lalín, el último dato apunta a la existencia de 21 casos activos, 18 registrados en los últimos 14 días, lo que supone una incidencia acumulada de 89 por cada 100.000 habitantes. Rodeiro sube un caso y se situó ayer en los siete positivos, con 10 en los últimos 14 días, de manera que su incidencia –de 418 por 100.000 en este mismo período– se sitúa como la más alta de las comarcas. Vila de Cruces pasa de 5 a 7 casos, pero no llegan a 10 los positivos en dos semanas, por lo que la incidencia acumulada está por debajo de 150. Dozón y Cerdedo-Cotobade llevan más de dos semanas sin contagios nuevos y Agolada presenta seis positivos tras una semana sin nuevos infectados, período sin nuevos reportes que igualan Silleda y Forcarei.

Compartir el artículo

stats