Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Platos para todos los gustos... saludables

El tercer encuentro del proyecto europeo Mommas Coffee aborda la nutrición en Mouriscade

Los padres y madres participantes, en el área recreativa de Mouriscade. // Bernabé/Javier Lalin

Los padres y madres participantes, en el área recreativa de Mouriscade. // Bernabé/Javier Lalin

El albergue de Mouriscade se transforma durante estos días en un intercambio de ideas y experiencias para padres y madres de Deza así como de la localidad checa de Libereck y la polaca de Breslavia. La iniciativa forma parte del programa Mommas Coffee, un nombre derivados de combinar los conceptos de "maestros para la maternidad" y "café de trabajo". Es un proyecto Erasmus + que tiene entre sus coordinadores a Paula Rivela, presidenta de la asociación vecinal Minas da Brea.

Fontao es, precisamente, el anfitrión de este tercer encuentro del programa, tras los dos que hubo ya en Polonia y Chequia, en abril y octubre del año pasado. En esas dos reuniones, los asistentes (30, entre coordinadores y 7 participantes por cada localidad) abordaron los hogares con cero residuos y el enfoque amigable con el medio ambiente y la naturaleza. Esta vez toca hablar de la alimentación y la energía, es decir, de cómo la nutrición puede influir en los planos físico, mental y emocional.

La organización optó por trasladar las actividades a Mouriscade, en vez de Fontao, ya que el Concello de Lalín le cedió gratis unas instalaciones que permiten a los asistentes pernoctar allí y, también, elaborar platos que precisamente incidan en esa nutrición saludable que buscan los progenitores para sus hijos. Y ya que el programa busca la generación de cero residuos en el día a día de las familias, todas las compras necesarias para las comidas se realizan en tiendas de proximidad. Además de intercambio de ideas (y de recetas, quién sabe), hay también charlas de expertos que abordan otras cuestiones vinculadas al empoderamiento de las mujeres como madres.

Y mientras los progenitores aprenden técnicas de cuidados de sus hijos, los pequeños tienen la ocasión de participar en talleres. Hay 20 niños, de las tres localidades, que a lo largo del encuentro pueden participar en distintas propuestas lúdicas que organiza Emocionarte.

Charlas con las abuelas

Durante los cinco días de la actividad, hay tiempo para realizar excursiones a diversos enclaves de la comarca. Ayer, tras la charla matutina de la ingeniera de montes Cristina Gende, la comitiva disfrutó de un paseo hasta Doade, para conocer las instalaciones del Museo Casa do Patrón. Están también previstas excursiones al monasterio de Carboeiro y al poblado minero de Fontao, para que los visitantes checos y polacos, y también los dezanos (hay cuatro progenitores de Lalín y una de Silleda) vean en la práctica cómo educan las familias de Fontao a sus niños. En el poblado, hay unos 25 niños de corta edad y una decena que son adolescentes.

Aprovecharán, también, para conversar con los vecinos más veteranos de Fontao, porque en esta escuela de padres y madres también tienen cabida los abuelos y abuelas, tanto a la hora de aprender como a la de ofrecer experiencia. En Fontao ya es habitual, desde hace tiempo, recoger las enseñanzas de sus residentes más veteranos. En el anterior programa europeo, The Story of me, los vecinos de más edad aprendieron a manejar las nuevas tecnologías y conocieron otras culturas. Fue el germen para poner en marcha la Ruta das Sete Fontes.

Tras este tercer encuentro, el programa Mommas Coffee llega a su ecuador. El paso siguiente será una evaluación y, ya durante el año que viene, el diseño de actividades que sirvan para dar respuesta a todas las necesidades que salieron durante estas tres reuniones.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats