Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La capilla de San Sebastián, pendiente de un milagro

El Obispado de Lugo solo autoriza la disponibilidad del inmueble durante las obras, en vez de la cesión que exige un plan provincial

Las planchas de hormigón del tejado de la ermita están muy deterioradas. // Bernabé/Gutier

Las planchas de hormigón del tejado de la ermita están muy deterioradas. // Bernabé/Gutier

Dentro de casi cuatro meses, el 24 de agosto la capilla de Moalde, en el Alto de Xindiriz, acoge su romería de San Sebastián, aderezada desde hace cinco años con una procesión de tractores antiguos. Todo apunta a que la celebración religiosa tendrá que oficiarse en una ermita muy deteriorada por el tiempo y para la que ya había un proyecto de reforma hace dos años, pero que no llegó a cuajar por cuestiones burocráticas que, a día de hoy, siguen sin poner de acuerdo a las administraciones implicadas. En 2013, la Diputación no concedió la ayuda de 23.000 euros, dentro del Plan de Investimentos da Deputación, porque el inmueble no era de titularidad municipal del Concello de Silleda, sino de la Diócesis de Lugo. Desde el Obispado se señala que para este tipo de reformas no se contempla esa cesión de uso, sino la disponibilidad del inmueble mientras duren las obras. "Si el Concello dispone de todos los permisos pertinentes de la Dirección Xeral de Patrimonio, nosotros autorizamos esa disponibilidad. De hecho, algunos inmuebles se restauraron ya bajo este trámite", indica el delegado de Patrimonio de la Diócesis, Miguel Gómez.

Así las cosas, la capilla sigue luciendo un techo cuyas planchas de hormigón precisan renovarse ya- En sus paredes y la fachada todavía luce, también, un mortero que da un aspecto todavía más envejecido. En varias ocasiones los vecinos se hicieron eco de estos deterioros, pero desde el Concello se insiste en que este desacuerdo entre la administración civil y la religiosa impide adecentar el recinto.

Compartir el artículo

stats