Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

balonmano - División de Honor Plata

Fiel a su filosofía

El Cisne presentó ayer a su primer equipo, plagado de canteranos y jóvenes con gran proyección

Presentación del Cisne, ayer en el Mercado de Abastos. | // FDV

Con ilusión por empezar una nueva temporada, pero también por la incertidumbre que la rodea por los problemas económicos que ha generado la pandemia en toda la sociedad y que, inevitablemente, han salpicado al mundo del deporte. Así arranca el Cisne un curso en el que volverá a ser, sin lugar a dudas, toda una referencia nacional de buen trabajo con la cantera, al contar con gran parte de sus jugadores formados en sus categorías inferiores y, además, al apostar por fichajes jóvenes de gran proyección.

La puesta de largo oficial de la plantilla tuvo lugar ayer en el Mercado de Abastos para “ponerlo en valor”, fruto de una colaboración con el mismo. Así lo explicó el presidente cisneísta, Santiago Picallo, que lamentó que la presentación de este año haya sido un poco light en comparación con los anteriores, “normalmente presentábamos a todos los equipos juntos”. Además del propio Picallo, el entrenador, Jabato, y el capitán, Javi Vázquez, dirigieron unas palabras a la afición en un acto en el que también estuvo el diputado de Deportes, Gorka Gómez; la concelleira de Promoción Económica y Turismo, Yoya Blanco; el concelleiro de Deportes, Tino Fernández, y el delegado de Deportes de la Xunta, Daniel Benavides.

Si algo es el Cisne es fiel a su filosofía, la misma que le llevó al éxito hace dos años y le dio la oportunidad histórica de jugar en Asobal. Ahora, de vuelva a la División de Honor Plata, su presidente, Santiago Picallo, evita hablar del objetivo del ascenso y no porque el equipo no tenga capacidad para lograrlo, sino por los condicionantes que rodean a esta temporada, en la que, por ejemplo, todavía no ha encontrado patrocinador principal, “y eso que hemos sido campeones de España juveniles, algo que no había logrado nadie en Galicia”.

“Teníamos claro que queríamos mantener nuestra apuesta. Tuvimos que fichar a dos foráneos porque en el mercado gallego nos fue imposible encontrar el perfil de jugador que buscábamos, y ya no digamos en el nacional, que es todavía más caro”, explica Picallo, que se refirió explícitamente a Daniel Neves, “al que ya le habíamos echado el ojo el año pasado. Es un jugador muy joven, con mucha proyección y, además, asumible para nuestro presupuesto”.

El presupuesto es uno de los quebraderos de cabeza del presidente cisneísta, que lamenta, entre otras cuestiones, que ya no esté en marcha el Plan Social de Ence. “Tuvimos que ajustar mucho el presupuesto y estructurar la plantilla de otra forma”, comenta Picallo, que recordó a otro jugador, Pablo Gayoso, con el que esperaban contar este año, “pero al final no pudo ser. Toca dar paso a los chavales en esa posición. Vamos a notar también la baja de Ramos, que es muy bueno, por algo sigue en Asobal, pero tenemos muy buenas referencias del ucraniano Lysak Yevhen”.

Picallo no quiere hablar del objetivo del ascenso porque prevé un año complicado, con varios jugadores que van a compatibilizar por primera vez trabajo y deporte, “así que podemos notar un pequeño bajón en los entrenamientos”, y sobre todo porque “nos ha tocado un grupo muy duro”. El presidente recuerda que competirán, entre otros, los tres descendidos de Asobal y otros equipos muy fuertes y con buenos presupuestos.

“Tenemos un equipo joven, con jugadores con experiencia en Plata, y espero que la experiencia en Asobal del año pasado también haya servido para algo. Queremos mantener nuestro nivel, mejorarlo si es posible, y estamos expectantes ante lo que nos deparará la competición”, finalizó.

Compartir el artículo

stats