Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

"Mejor jugar sin público que no jugar"

El centrocampista croata asegura que tiene "muchas ganas" de volver a los terrenos de juego y confía en lograr "un final exitoso" para seguir en el Celta la próxima temporada - "Sería feliz si continúo aquí", afirma

Filip Bradaric, durante un entrenamiento del Celta en las instalaciones de A Madroa. // Marta G. Brea

Filip Bradaric, durante un entrenamiento del Celta en las instalaciones de A Madroa. // Marta G. Brea

Filip Bradaric quiere volver a jugar cuanto antes. El centrocampista croata reconoce que le resultará extraño que los partidos se vayan a celebrar a puerta cerrada, pero considera preferible jugar sin público a que la temporada no pueda completarse. "A nadie le gusta jugar sin aficionados. El fútbol sin público no es fútbol, pero es una situación inusual y puede que tal como están las cosas, es mejor jugar sin público que no jugar", declaró ayer Bradaric en una entrevista difundida por el Canal de YouTube del Celta. "Espero que toda esta situación tenga un final exitoso, que es lo que nos interesa a todos. Tengo muchas ganas de volver a jugar con mis compañeros", añadió el croata, que confía en que su paso por Vigo no sea breve. "Sería feliz si sigo en el Celta el próximo año", aseguró.

El medio centro cedido por el Cagliari en el último mercado invernal lamentó que el parón de LaLiga le llegase al equipo vigués en su mejor momento de juego del curso, pero expresó su confianza en que el grupo alcance en las próximas semanas el nivel de forma que tenía antes de la detención de la competición por el coronavirus. "Lo que ha sucedido no ha sido bueno para nosotros porque en los últimos partidos habíamos jugado verdaderamente bien y estábamos en un gran estado de forma. Ahora tenemos que volver a empezar. Confío en que podemos alcanzar el nivel que teníamos antes del parón", destacó el futbolisa nacido en Split.

En su comparencia virtual, Filip Bradaric detalló cómo está viviendo el confinamiento lejos de su familia, que se encuentra en Croacia. "Es una situación inusual, pero no solo para mí, sino para todo el mundo. De repente hay que estar todo el tiempo encerrado en casa y, claro, no es muy agradable, pero me encuentro bien y lo estoy llevando bien", relató. "Mi familia está en Croacia. Yo estoy en Vigo con un amigo, así que no estoy solo. No es fácil estar lejos de la familia, pero ayuda mucho tener a un amigo contigo", agregó.

El centrocampista celeste reconoció que no le está resultando sencillo conservar la forma física durante el confinamiento, aunque se esfuerza por mantener un buen nivel de entrenamiento y seguir las instrucciones del preparador físico del Celta. "No es fácil, pero estoy haciendo todo lo que puedo para mantener un buen entrenamiento todos los días. Estoy en contacto con Álex [Andújar], que me está mandando programas de entrenamiento semanal", apuntó.

Bradaric destacó el buen trato que le ha dispensado el Celta desde su llegada en enero pasado. "Ya he dicho en otras ocasiones que yo soy feliz aquí en Vigo. Desde el primer día todo el mundo ha sido muy agradable conmigo, muy amistoso, así que estoy muy contento," afirmó.

El croata se refirió también a su fichaje por el conjunto vigués, que no se pensó demasiado, y en el que fue clave el papel de Mirolad Ratkovic. "Todo fue muy rápido. Estaba haciendo la pretemporada con el Hadjuk cuando me llamó mi agente para decirme que el Celta me quería. Le dije que era una de las mejores ligas de Europa y que por supuesto quería ir y jugar en el Celta. Es un gran club. Ahora mismo estoy feliz aquí", dijo. Y precisó: "También decir que gran parte de este acuerdo fue gracias a Ratkovic y le estoy muy agradecido por ello".

El medio centro celeste describió sus sensaciones en los partidos que ha disputado como celeste desde su llegada en el mercado invernal, empezando por su estreno en el duelo frente al Sevilla. "Fue un partido muy especial porque fue el de mi debut y fue un partido importante para todos porque lo ganamos en un final magnífico. Creo que estos momentos le dieron al equipo mucha confianza para los siguientes partidos", subrayó Bradaric, que valoró el empate firmado en el Santiago Bernabéu. "Fue el primer partido que jugué como titular. Disfruté mucho del partido, de jugar contra el Real Madrid, que es uno de los mejores clubes del mundo, en el Bernabéu. Estaba muy contento porque conseguimos empatar a dos ante ellos", celebró.

El fichaje invernal celeste, por último se refirió a su expulsión con roja directa en el partido contra el Leganés. "Todo sucedió muy rápido. Estaba en shock por ello. No era mi intención, pero lo más importante es que conseguimos ganar el partido y que todo el mundo, jugadores, directores, presidente, entrenador, todos me dieron su apoyo tras lo sucedido", valoró.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats