Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El polígono industrial de Abalo da un paso más en su plan de valorización

Se invierten 120.000 euros en la mejora de los viales del parque

La visita de Cores Tourís al polígono de Catoira. // Iñaki Abella

La visita de Cores Tourís al polígono de Catoira. // Iñaki Abella

El polígono industrial de Abalo, en Catoira, da un paso más con el propósito de salir de la situación de infrautilización en la que se encuentra y captar nuevas industrias. A las mejoras introducidas en los últimos meses y años se suma ahora la reforma de sus viales, que está a punto de finalizar y contó con un desembolso de 120.000 euros.

Así lo destacó ayer el delegado territorial de la Xunta, José Manuel Cores Tourís, quien visitó el parque empresarial acompañado del alcalde nacionalista Xoán Xosé Castaño, el portavoz municipal del PP, Iván Caamaño, y otros munícipes.

Fue allí donde aclaró que la Consellería de Economía aportó para esta obra 85.510 euros y que con la línea de ayudas establecida desde el Gobierno de Galicia fue posible dotar al polígono de aceras, desde la carretera autonómica PO-548 hasta la glorieta principal del parque, "dando así una mayor seguridad viaria" a peatones y automovilistas.

Paralelamente se procedió a instalar una "adecuada" red de recogida de pluviales y se pintó la señalización horizontal.

Estos trabajos, "que están a punto de finalizar", fueron financiados a través de la orden de ayudas a parques empresariales, "que movilizó para toda Galicia 5,34 millones de euros en 51 municipios".

Tourís detalló que "la mayoría de los proyectos aprobados a través de esta línea de ayudas tenían como objetivo mejorar las infraestructuras viarias de los polígonos".

En el caso de otros beneficiados "se desarrollaron iniciativas para la instalación de sistemas de seguridad y vigilancia, para plantas de depuración de agua, gestión de residuos y colectores con vertido a la depuradora municipal o instalaciones contraincendios y contra robo de cable; siendo, esto último, algo que también afectó al parque empresarial catoirense en el pasado.

Compartir el artículo

stats