¡Felices 90, Maximino Faro!

25.05.2016 | 05:15
Queso, quesum, quesare. Si estos caballeros y damas bien avenidos parecen gozar de un cierto estado placentero del alma que les asoma por boca y ojos quizás sea porque se hayan entregado al placer de los sentidos.Sí,sí, son los que estuvieron en la degustación de quesos que por su cuarto aniversario ofreció Quesum en su sancta santorum de Camelias, que se repetirá este viernes. ¡Qué caras beatíficas genera el queso!

Hoy tenemos en Vigo un nonagenario más porque 90 son los que cumple Maximino Dalmiro Faro Rodríguez, que acaba de volver a casa tras unos días pachucho en el hospital, pero ya está dispuesto a vivir otros 90. A ver ¿es que no sabéis quién es este mondaricense de Ríofrío llamado Maximino? Claro que sí, muchos lo habéis conocido como propietario de la cafetería Humboldt desde 1962 a 1983. Él y todos sus hermanos (Emilio, Ramiro, Porfirio y Pucho) estuvieron al frente del café bar Fraga, la Taberna Gallega, el Estoril, el Odeón... Todo eso en los años 50. En los 60 cada uno fue abriendo su establecimiento. El Humboldt él, después de emigrar tres años a Venezuela. Sus hermanos, el Turia, Las Grutas, el Luna Bar... Maximino tenía en el Humboldt una peña quinielística de igual nombre que en el año 67 tuvo un pleno de 14. y algún otro más después que les reportaron algunos millones pero, como no les llegó, la cafetería repartió 20 millones de pesetas del Gordo de la Lotería Nacional en 1981, lo que les hizo ese año muy populares en la por entonces mejor televisión de España, la 1, porque era la única y por tanto no repartía espectadores. Él se dedicó a trabajar y su única afición era el fútbol. No cerraban ningún día de la semana así que su descanso era ir con su mujer los martes por la noche al cine. ¡Felicidades a tus 90, amigo!

¡Ábrete Sésamo!

Quiso el azar que al salir de El Corte Inglés hacia Ecuador acabaran mis huesos y mi apetito en un local que llevaba el anglófilo nombre de Sesamo Bakery shop. No niego ser reacio a toda importación terminológica inglesa, pero lo importante es que me encontré no solo a Maraví Casal, que es la dueña y que por sí solo bastaría. Me encontré con un nuevo concepto en Vigo de local de restauración, con un ambiente muy acogedor basado en una decoración vintage, una cocina saludable (todos los días menú con opción de platos vegetarianos), una amplia oferta de zumos naturales en combinaciones muy imaginativas. A la dama que allí me llevó, Ani Boado, recién llegada de Barcelona y que no solo es animalista militante sino vegetariana en camino de vegana, yo la veía feliz allí entre infusiones y cafés ecológicos con opciones de leches vegetales y una repostería casera de corte anglosajón (con 17 tartas y 12 galletas diferentes). Luego me entero por Maraví que acaban de abrir otro Sésamo en Colón, 19, aunque más reducido. Emprendedora mujer.

Teo y el Vigo de Asuranceturix

Teníais que ver el otro día a Teo Cardalda y María Monsonís en el teatro Afundación, actuando y presentando con el alcalde un acto para recaudar fondos para la asociación de enfermos de ELA (esclerosi) y fibrosis quística. Teo dijo, ante las risas de Abel Caballero, que Vigo le recuerda cada vez más al pueblo de Ásterix y Obélix, con un alcalde que se parece a Asuranceturix rodeado de enemigos romanos, y que no va encima de un escudo pero que poco le queda para hacerlo. Al día siguiente tomé un café con ellos en la Juanita, ahí bajo el Arco de Quirós, donde comían con sus cuñados Manuel Monsonís y Gloria Bueno, y una amigable madrileña, Mayte de la Serna, que no me preguntéis cómo pero es descendiente del Che Guevara

Y con los niños de Siria

Mañana os daré más datos, pero no olvidéis que estarán en el escenario del Teatro Afundación, desde las 7 de la tarde, muchos artistas vigueses, en un acto solidario con los niños de Siria. Desde cinco euros, desde Sergio Pazos al payaso Popín pasando por Alberto Cunha, grupos de danza...

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine