Discriminación positiva en la huerta urbana

01.06.2014 | 01:45

| Aunque no resulte trascendente en el fondo, si tiene su aquel en la forma esa envenenada crítica hecha por María José Rodríguez Teso contra la iniciativa lanzada por Carmen Fouces de ofrecer sólo a mujeres sin recursos el cultivo de micro parcelas en una finca municipal de Conde de Bugallal. Se trata de una actuación más de discriminación positiva por parte de la concejala nacionalista que, curiosamente, se enmarca dentro de un plan de igualdad, y esa contradicción choca mucho a la concejala popular. No dice ninguna tontería Rodríguez Teso cuando señala como más lógico abrir el cultivo de esas 41 parcelas a parados o personas sin recursos dejando a un lado su género. El meollo de la cuestión está en vislumbrar como acabará está singular controversia y cómo se dará la cosecha final de esta huerta urbana experimental.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Suscriptor | Opinión

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

JAVIER SÁNCHEZ DE DIOS

La imagen

Probablemente, lo peor de lo que ha ocurrido estos días con el overbooking de visitantes a las...

 
 

Cánovas, Rodrigo, Adolfo y...

Mi amigo Paco García, que vive en Gijón dedicado a altos menesteres...

 
 

ANXEL VENCE

Maridos de la muerte

Enamorados de la muerte ajena e incluso de la suya, los soldados de la Guerra Santa acaban de...

 
 

FERNANDO SCHWARTZ

El horror

La naturaleza de la mezquindad humana

 
 

PEDRO DE SILVA

En la inopia, me temo

¿Estaremos en guerra? Veo la foto de dos soldados libaneses en lucha contra el ISIS...

 
 

FRANCISCO SOSA WAGNER

Sexismo en la música

El regreso de la censura en los bailes de verano

 
 
Enlaces recomendados: Premios Cine