Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

O Salnés, un lugar para perderse a pie

Paisajes de ensueño, aves de todo tipo o un rico patrimonio son solo algunos de los descubrimientos que se pueden hacer

Paseo de madera en la zona del faro de Punta Cabalo, en A Illa de Arousa, por el que se accede a parte de la Ruta dos Cons. Noé Parga

Más allá de playas y gastronomía, dos de los elementos que más suelen atraer a los visitantes, la comarca de o Salnés esconde un buen número de secretos, secretos que se pueden descubrir a través de sus rutas de senderismo, una veintena, promocionadas por la Mancomunidade con el objetivo de ofrecer una visión diferente de lo que es este territorio.

Vilagarcía

Prácticamente todos los municipios de la comarca tienen una senda que los atraviesa, centrada siempre en los recursos naturales, desde el valor paisajístico al natural o ensalzando especies como los “pilros” en A Illa. La mayor parte se encuentran en perfecto estado de conservación, aunque hay alguna que merecería un mejor mantenimiento y conservación.

Xiabre cuenta con varias rutas que, unidas, crean más de 16 kilómetros de sendas con importantes desniveles

decoration

Sus itinerarios pueden descargarse desde la web de la entidad. La más larga se encuentra en Vilagarcía y es una suma de rutas que transcurren por el Monte Xiabre. Son unos 16 kilómetros de longitud, aproximadamente que llevan a lugares como Fontefría, el mirador de Bamio o la Cruz de Xiabre. De dificultad media, alguno de los tramos llega a tener hasta 211 metros de desnivel.

Uno de los observatorios de aves distribuidos por la ruta de O Vao Noe Parga

O Grove

El municipio que posee más rutas de senderismo es el de O Grove, donde se puede disfrutar de cinco de ellas en las que se puede disfrutar de belleza paisajística, riqueza natural y patrimonio.

Esas máximas reúne la ruta de Adro Vello, que recorrer un lugar que abarca desde la Galicia rural, hasta playas de aguas cristalinas y de arena fina y blanca, pasando por antiguas fábricas de salazón, o por los hallazgos arqueológicos que le dan nombre. Este itinerario es de un gran valor medioambiental en la mayor parte de su recorrido, a la zona protegida de la Red Natura 2000. Es una ruta llena de historia, en la que encontraremos antiguos saladeros, fuente de riqueza y trabajo del pueblo durante siglos, y los restos arqueológicos de Adro Vello, situados a tan sólo tres metros sobre el nivel del mar y en el borde de la playa de O Carreiro. La distancia a recorrer es de tan solo 3,1 kilómetros.

Con algo más de dos kilómetros, la Ruta Os Lagarteiros, conduce al senderista por las zonas más escarpadas de Siradella para poder descubrir la presencia de algún “lagarteiro” (cernícalo), pequeña ave de rapina que se alimenta de roedores y lagartos. En ella podremos observar unas vistas espectaculares de A Lanzada y de las rocas graníticas que abundan en O Grove.

Las aves o la riqueza paisajística y natural son una parte de los atractivos que ofrecen las rutas por O Vao, Lagoa Bodeira o Con Negro

decoration

La ensenada de O Vao es otro de los lugares de O Grove a visitar. La ruta que lleva su nombre rodea la zona intermareal y permite observar la riqueza de aves acuáticas y marinas del norte de la península, ya que en ese lugar se han contabilizado cientos de especies, algunas de ellas, difíciles de observar.

La Lagoa Bodeira es otro de los puntos donde observar aves a través de la ruta que la rodea , además de poder apreciar un paisaje espectacular.

Por último, en la península meca se puede recorrer la ruta de Con Negro-Arte al natural, de unos 3,2 kilómetros de longitud. Situada en el extremo occidental de la península de O Grove, que partiendo de la playa de Barreiro, sigue en dirección sur bordeando la costa hasta las proximidades de la urbanización turística de San Vicente do Mar. Ahora en dirección norte, y por el interior, se llega a la parroquia de San Vicente para volver a la playa de partida, en dirección a la costa. En esta ruta nos podemos encontrar el lavadero de Laxe, aprovechado antiguamente por el estancamiento del agua pluvial entre las rocas cóncavas que dan lugar al topónimo, el lugar pintoresco de Portoxunco y A Bateria.

Las telleiras de O Facho son uno de los elementos patrimoniales a observar en la ruta dos Alavancos Noe Parga

Cambados

Cambados es otro de los municipios con un rico patrimonio natural que cuenta con tres rutas por espacios naturales, vinculados en su mayor parte a la desembocadura del río Umia.

La primera de ellas es la de Os Alavancos. Se inicia en el lugar de O Facho, parroquia de Castrelo (Cambados), con 3,5 km y unas 2 horas de recorrido y su nombre se refiere al pato común en Europa. Durante su recorrido se puede ver al oeste el pequeño mar entre A Toxa y Cambados y al sur la zona de marisma.

Elementos patrimoniales como las telleiras o las cruces de A Pastora se pueden encontrar por las rutas de Cambados

decoration

Otra ruta con nombre de pájaro es la de Os Mazaricos, que parte de la playa de Saíñas para recorrer 3,5 kilómetros. Precisamente una de las aves que más se va a poder observar es el mazarico curlí (zarapito), un ave limícola de pico largo y curvo. La ruta lleva hasta el Bico da Ran para terminar en la playa de As Saíñas.

La del monte de A Pastora nos conduce desde el centro a la elevación más próxima al casco urbano de la villa. La subida está rodeada de bosque autóctono, siendo una ruta apta para todas las edades, pues se eleva suavemente y no exige un esfuerzo extraordinario. La longitud es de unos 3,5 km que se pueden recorrer en una hora y media aproximadamente.

Los "cons" en A Illa tienen un importante significado Noe Parga

A Illa de Arousa

En la ría de Arousa, los “cons” son piedras que tienen su propia identidad, bien porque imitan determinadas formas, bien porque son claves para la navegación. En A Illa, prácticamente cada con tiene un nombre y por eso existe esa ruta que recorre siete kilómetros observando como el mar y el viento han esculpido el granito. Entre ellas también se encuentra una perteneciente a Camilo Otero, conocida como O Afogado.

La importancia de los cons o la riqueza natural de Carreirón sirven para descubrir los paisajes de A Illa

decoration

Los pájaros también sirven de atractivo para otra de las rutas de A Illa, la que atraviesa el parque de Carreirón. La de Os Pilros recorre esta zona protegida no solo por ser refugio para pájaros, sino por poseer muchas plantas endémicas que deben ser protegidas. La ruta arranca en Xastelas y permite recorrer todo el paraje de Carreirón durante dos horas.

Mirador de Monte Lobeira, en Vilanova de Arousa Noe Parga

Paisajes de interior

Los ríos son los dinamizadores del interior de la comarca de O Salnés, especialmente de lugares como Meis, municipio que, además de la Ruta da Pedra e da Auga, la más conocida de los senderos de O Salnés, esconde la ruta del río San Martiño, que discurre por ambos márgenes de este pequeño cauce. Son 11,2 kilómetros que permiten observar el entorno natural y patrimonial de toda la zona.

Similar a ella es la del río Chanca, en el vecino municipio de Meaño. La senda, de siete kilómetros, se inicia en Valboa, cerca de Armenteira, y discurre río abajo por las parroquias de Santa María de Simes y San Miguel de Lores. Su trazado permite disfrutar del entorno natural y conocer diferentes molinos de agua en distintos estados de conservación.

Siguiendo los pequeños cursos fluviales de Meis y Ribadumia se pueden descubrir importantes bosques autóctonos

decoration

Partiendo de las inmediaciones de la iglesia parroquial de András, se inicia el recorrido denominado como Lobeira-Faro das Lúas y que permite acercarse a la escultura de Manolo Chazo, una construcción de acero inoxidable que domina toda la ría, antes de desviarse hacia la cumbre de Monte Lobeira, una de las mejores atalayas para contemplar la ría de Arousa. En su cima, todavía se pueden ver restos de la antigua fortaleza que dominaba la comarca, además del monumento a las víctimas del mar y una placa del Almirantazgo británico que recuerda a los marineros muertos en el hundimiento del buque escuela “Serpent” en las costas de Camariñas.

Los últimos senderos que recomienda la Mancomunidade para disfrutar de la naturaleza en la comarca se encuentran en Sanxenxo y son la ruta de los Carballos de Aldariz, la de As Lagoas y la de los molinos de Dorrón y Bordóns.

Un grupo de peregrinos camina por la Variante Espiritual Noe Parga

El atractivo Xacobeo: de Armenteira a Vilanova

Si existen referencias de turismo de naturaleza y sendas en la comarca de O Salnés, esas no son otras que la Variante Espiritual y la Ruta do Padre Sarmiento. Ambas sendas nacieron bajo el paraguas de la tradición Xacobea, como iniciativas que atrajesen peregrinos a la comarca de O Salnés. En eso, la primera de ellas siempre ha destacado ya que, en apenas una década, se ha convertido en una de las grandes alternativas a completar el Camiño de Santiago desde Portugal.

Uno de los grandes atractivos que ofrece es la posibilidad de caminar por los márgenes del río Umia o la Ruta da Pedra e da Auga, un tramo entre el monasterio de Armenteira y el río Umia en el que disfrutar de la belleza de los bosques atlánticos y de los ríos de aguas cristalinas. Ese tramo deja impresionados a la mayor parte de los peregrinos que lo recorren. Pero todavía hay más. Al término de la Variante, en el municipio de Vilanova, los peregrinos tienen la posibilidad de recorrer parte del camino que, según la leyenda, recorrió el cuerpo de Santiago en un barco. Partiendo desde el muelle de Vilanova hay embarcaciones que trasladan a los peregrinos hasta el muelle de Pontecesures, mostrándole el único vía crucis marítimo que existe.

La Variante Espiritual se ha convertido en uno de los tramos más recorridos por los peregrinos, llegando a alcanzar la cifra de 10.000 personas. Un porcentaje muy alto de los que recorren la Variante son extranjeros, con nacionalidades muy dispares, destacando portugueses y brasileños, pero también italianos, alemanes, australianos o polacos.

Con el objetivo de atraer peregrinos también nació la Ruta Padre Sarmiento, una senda que emula el recorrido que hizo el padre Sarmiento por la comarca a principios del siglo XVIII camino de Santiago de Compostela. Demasiado larga para los peregrinos, ya que recorre todo el litoral de la comarca, la Padre Sarmiento se ha convertido en una alternativa para grupos de amigos que desean conocer la comarca. No es extraño que varios grupos la recorran durante los fines de semana, marcándose tramos para continuar unos días después. Además, para los peregrinos tiene un handicap muy importante, el de carecer del albergues.

Compartir el artículo

stats