Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Charlize Theron y Seth Rogen, la extraña pareja

La oscarizada actriz sudafricana es una candidata a la Casa Blanca que se enamora de un viejo conocido en "Casi imposible"

Rogen y Theron, pegados. // Philippe Bosse

Lo dice el personaje de Lance, interpretado en la película por O'Shea Jackson Jr.: es como "Pretty Woman", solo que ella es Richard Gere y él es Julia Roberts". Así es la extraña pareja que propone "Casi imposible", una comedia con toques románticos interpretada por Charlize Theron y Seth Rogen. Fed Flarsky (interpretado por Seth Rogen), periodista especializado en política, se convierte en asesor de la secretaria de Estado Charlotte Field (Charlize Theron), la que fuera su niñera, y que ahora está a punto de dar el salto a la Casa Blanca Field le pide a Flarsky que le redacte sus discursos. La alegría del reencuentro y su inevitable química no evitará los peligros e incidentes de la aventura que emprenden juntos en "Casi imposible", la película de Jonathan Levine ("50/50") que protagonizan Theron y Rogen.

"Casi imposible", acogida favorablemente por la crítica cinematográfica norteamericana, es producto del equipo compuesto por Seth Rogen y Evan Goldberg, creadores de disparatadas comedias de éxito como "Juerga hasta el fin" y "Malditos vecinos".

La ganadora del Óscar Charlize Theron (mejor actriz por "Monster" en 2003), alabada por una carrera de intensos papeles dramáticos y de acción, tiene una presencia en pantalla tan contrapuesta a Rogen como Charlotte la tiene con Fred. Charlotte es una mujer que ha llevado el empoderamiento al siguiente nivel y no tiene necesidad (ni desde luego tiempo) de una relación, y sin embargo le atrae la chispa que percibe todos esos años más tarde en Fred. Para Theron, el enorme contraste entre su energía y la de Rogen solo servía para hacer que la química chisporroteara aún más durante el rodaje. "Hubo algo muy genuino entre Seth y yo y por eso esta historia tenía que ser no solo divertida, sino también un relato sincero sobre las relaciones modernas", apunta Theron. "Creo que esperas realmente que esas dos personas encuentren una forma de estar juntas. Hay un enorme yin y yang entre ellos, pero se recuerdan mutuamente qué es lo que verdaderamente impulsa sus ideales. Tal vez sea porque somos un poco como nuestros personajes, entre Seth y yo había ese mismo tipo de sintonía, y funcionaba bien".

Rogen admite que a él también le sorprendió lo natural que resultó el humor y la insospechada conexión entre ellos cuando se pusieron a rodar. "Nuestra dinámica era tanto divertida como real", asegura Rogen. "Creo que lo más sorprendente de la película es que, para el final, te crees de verdad que estas dos personas que son tan ridículamente distintas podrían realmente funcionar".

Compartir el artículo

stats