Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Roqueros a Viveiro, folquis a Ortigueira

Los históricos Scorpions y Kiss, cabezas de cartel de las dos últimas jornadas del Resurrection Fest, un festival que, en su decimotercera edición, sitúa a Galicia en el epicentro internacional de las tendencias más duras del hard y el punk

Es un festival que, en cada edición, y en ésta se cumplen trece, ha ido incrementando su poder de convocatoria hasta ser capaz de reunir a más de ochenta mil asistentes durante las tres jornadas en que dura. Nadie sería capaz de imaginarlo cuando, en 2006, dos jovenes, Iván Méndez e Iván Pérez, ambos miembros de la ONP Crew, pusieron en marcha un proyecto que, literalmente, ha superado todas las previsiones. Desde entonces, año tras año, el evento ha ido creciendo hasta consolidarse como el mayor festival de hardcore/punk y metal de toda la Península.

A estas alturas, ya ha conseguido batir su propio récord con más de 80.542 asistentes durante la pasada edición. Por el Resurrection Fest han pasado nombres de la talla de Iron Maiden, Korn, Motorhead, The Offspring, In Flames, Volbeat, Black Label Society, Slayer, Dead Kennedys, Exodus, o Black Flag, entre muchos otros y un largo etcétera hasta un total de 400 bandas. Esa es una de las razones del éxito, pero hay otra y la explican desde la organización: "El Resurrection Fest siempre ha sido y será un festival hecho por fans y para los fans, que son los que de verdad están escribiendo su historia".

Para esta edición, las expectativas son máximas: la organización espera superar su record, 85.000 asistentes, desde que, ayer, se diese el pistoletazo de apertura con la primera de las grandes noches de rock. Pero, los aficionados coincidirán con quien suscribe, lo mejor viene ahora con las actuaciones de otras más de sesenta bandas encabezadas por Scorpions y Megadeth (hoy) y los reaparecidos y legendarios Kiss (mañana).

Más de 50 años de trayectoria contemplan ya a Scorpions, banda alemana fundada en Hannover en 1965 que, ?a lo largo de su carrera, ha publicado decenas de álbumes de estudios, sencillos, álbumes en directo, recopilaciones y DVD en vivo y ha recibido varios premios y condecoraciones, que los convierte en la banda de rock más exitosa de su país. En 2010 iniciaron su teórica "gira de despedida" con el que sería su último disco de estudio, "Sting in the Tail," anunciada en su sitio web como el inicio del final del camino, y que los llevó a los cinco continentes durante los siguientes años. Sin embargo, en algunas entrevistas dadas en 2011 y 2012 informaron que continuarían con su carrera, enfocándose en la celebración de sus cincuenta años con el lanzamiento, en 2016, del álbum "Return to Forever" . El 18 de enero de 2017, Scorpions fue uno de los primeros grupos incluidos en el Salón de la Historia del Heavy Metal, división creada por la organización estadounidense D.A.D, por su contribución al género musical. En junio del mismo año iniciaron la gira Crazy World Tour 2017-2018, que inicialmente solo contemplaba presentaciones hasta diciembre de 2017; sin embargo, la gira se extendió para el 2018. Su actual formación está constituida por Klaus Meine, Mikkey Dee y Rudolf Schenker (miembros fundadores), con Matthias Jabs,y Pawe? Maciwoda.

El otro plato fuerte de la noche de hoy es Megadeth, grupo estadounidense de thrash metal, fundado por el guitarrista y vocalista David Mustaine (ex Metallica). Considerada una de los grandes bandas del thrash junto a Metallica, Slayer y Anthrax, Megadeth es conocida por su distintivo estilo en las guitarras, la forma peculiar de cantar de Mustaine, la complejidad musical conformada por la gran técnica que contiene su música, y los temas de sus letras, a menudo sobre apocalipsis, política, guerra, y, en varias ocasiones, relaciones sentimentales. A través de sus más de 30 años activos, Megadeth ha tenido gran cantidad de miembros oficiales, siendo Mustaine el único permanente y el principal compositor. Megadeth consiguió varios álbumes de platino y de oro (6 consecutivos en Estados Unidos) y, aunque se disolvió en 2002 después de que Mustaine sufriese una grave lesión nerviosa en su brazo izquierdo, en 2004 volvió a la carretera y así hasta hoy.

La jornada de mañana del Resurrection cuenta con una leyenda viva y muy pintada, Kiss, banda nacida a principios de los 70 en el marco del movimiento glam (Alice Cooper, David Bowie....) que, tras muchas idas y venidas, se ha convertido en una de las referencias fundamentales del hard rock aunque, eso sí, sin abandonar el espectacular maquillaje de sus músicos, su auténtica seña de identidad.

Para su concierto en Viveiro, se anuncian

pirotecnia, luces, confeti, plataformas hidráulicas... pero la mejor experiencia será la de ver en vivo y en directo a esta banda de heavy metal formada por Gene Simmons, Paul Stanley, Eric Singer y Tommy Thayer tocando sus grandes clásicos. Kiss no presentan disco nuevo esta vez, pero es que van sobrados. A estas latitudes de su trayectoria, el grupo no necesita un reclamo para congregar a todos sus fans al pie de un escenario. La promesa de tocar temas clásicos como "I Was Made For Lovin You", "Rock and Roll All Nite", "Forever'" o "I Love It Loud" ya basta. Además, la promotora de los conciertos de Kiss asegura que "la banda descargará toneladas de rock en unos conciertos que quedarán para el recuerdo y que se contarán entre los mayores shows de rock and roll del universo". Para quienes todavía no tengan sus bonos de entrada para el Fest, anunciamos la tarifa que nos ha sido facilitada por la organización para cada uno de estos dos últimos conciertos del festival : 85 euros (que incluyen acampada).

Más información en www.resurrectionfest.es

Compartir el artículo

stats