Los más de 30.000 asistentes –5.000 en platea, 10.000 en gradas aproximadamente y el resto, distribuido por las laderas–, según el dato facilitado ayer por la organización, el Concello de Vigo acudieron a disfrutar del telonero, Joe Summer (su hijo primogénito) así como de Sting después, con un repertorio en el que tejió temas de su carrera discográfica en solitario así como con The Police.