Ignacio Rivera (A Coruña, 1965) es el consejero delegado de Hijos de Rivera, la compañía cervecera que fundó su bisabuelo en 1906. La fecha da nombre a una de las muchas marcas de esta empresa obsesionada con innovar y que ha conquistado el mercado español con su producto más tradicional, Estrella Galicia. El año pasado facturó 531 millones de euros. Rivera recuerda que cuando él llegó la fábrica producía 30 millones de litros al año. Ahora, la firma vende más de 300 millones de litros de cerveza anuales a toda España "sin perder el espíritu artesanal" y avanza en su expansión internacional con una fábrica en Brasil a la que pone la fecha estimada de 2023. La hostelería aporta el 70% de la facturación de Hijos de Rivera y su consejero delegado rompe una lanza por los bares como espacio de socialización seguro y activo para frenar los contagios, más frecuentes en ámbitos domésticos.