Una desesperada vecina de Redondela ofrece 600 euros a quién encuentre a su perro, que desapareció el pasado 18 de enero en Cesantes. Su dueña está convencida de que alguien se lo llevó y lanza este desgarrador mensaje por si alguien puede dar con el paradero de su mascota, "que es un hijo para nosotros".