Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Prescripción enfermera

¿Qué van a poder recetar los enfermeros?

"Los pacientes van a ahorrarse mucho tiempo", dice el presidente del Consejo General de Enfermería

El presidente del Consejo General de Enfermería, Florentino Pérez Raya.

El presidente del Consejo General de Enfermería, Florentino Pérez Raya.

España, uno de los países de Europa con mayor consumo de medicamentos - hasta 1.713 millones de unidades en 2016, según un informe de Quintiles, la mayor proveedora mundial de servicios de salud - ya dispone de una normativa que regula la denominada prescripción enfermera, una vieja demanda del sector. El presidente del Consejo General de Enfermería, Florentino Pérez Raya, reflexiona en esta entrevista sobre los poderes que tienen los profesionales de este ramo sanitario para poder recetar medicamentos después de la aprobación del Real Decreto sobre prescripción aprobado por el Gobierno hace unas semanas.

-¿Qué van a poder prescribir los enfermeros? ¿Y qué no podrán?

-Por una parte, pueden prescribir libremente medicamentos que no precisen receta médica y productos sanitarios. En el caso de los medicamentos que precisen prescripción médica, vamos a poder indicarlos siguiendo protocolos y guías de la práctica clínica consensuadas con los médicos y las administraciones: las CC.AA. y los ministerios de Sanidad y Defensa. Por otra parte, no podrán prescribir los medicamentos de prescripción médica que no estén contemplados en estos protocolos y guías de la práctica clínica que vamos a consensuar a partir de ahora. Las enfermeras y enfermeros ya estaban prescribiendo medicamentos en su trabajo diario en hospitales, en centros sanitarios, en servicios de salud laboral... Por ejemplo cuando vacunan, cuando curan una herida usando cremas con antibióticos, cuando dan una analgesia, etc. Era vital dotar de regulación a todas estas actuaciones porque se estaban realizando sin seguridad jurídica alguna y era, además de un riesgo que asumían por su compromiso con los pacientes, una verdadera injusticia. La práctica clínica iba por delante de la propia regulación.

-El decreto dice que los enfermeros podrán prescribir medicamentos sujetos siempre a un diagnóstico médico. ¿Cómo se articulará esto?

-Este Real Decreto viene a establecer las bases del trabajo colaborativo entre las dos profesiones y tengo claro que ha visto la luz gracias a la buena disposición y al dialogo que hemos encontrado con la Organización Médica Colegial y en el resto de los componentes del Foro Médico. Nuestro objetivo es mantener las buenas relaciones que han hecho posible el acuerdo y seguir trabajando con ellos.

"Los medicamentos que precisen de prescripción medica se podrán recetar siguiendo protocolos y guías de la práctica clínica que deberán ser consensuadas"

-Se van a necesitar protocolos previamente acordados con los médicos. ¿En qué consistirán?

-Para la prescripción de medicamentos que requieran receta médica, el Real Decreto establece que van a crearse protocolos y guías de práctica clínica y asistencial. Estos documentos establecerán y delimitarán las bases de la actuación de todos los profesionales, en el ámbito de los medicamentos sujetos a prescripción médica. Estos protocolos y guías serán acordados, con la participación de las organizaciones enfermeras y médicas, en el seno de la Comisión Permanente de Farmacia.

- ¿Qué acogida ha tenido entre los pacientes la aprobación de este decreto?

-Lo han recibido con total normalidad. De hecho, a ellos les supone un mayor ahorro de tiempo en cuanto a las visitas al Centro de Salud, ya que ahora podrán acudir directamente a su enfermera sin necesidad de pasar por el médico.

- ¿Qué acreditación o formación mínima van a necesitar los enfermeros para la prescripción de medicamentos?

-En este caso la acreditación dependerá de la experiencia profesional. Las enfermeras y enfermeros que tengan más de un año de práctica profesional (la inmensa mayoría de los 300.000 profesionales de España) recibirán la acreditación por parte de las Comunidades Autónomas. Sin necesidad de formación alguna. En cambio, los que todavía no tengan un año de práctica profesional deberán realizar una formación totalmente gratuita que será impartida por la Administración Sanitaria correspondiente.

- ¿Cuántos enfermeros más se necesitan en España para atender a la población, teniendo en cuenta el progresivo envejecimiento?

-En España hay un déficit importantísimo que se va a agravar más en los próximos años por la jubilación de muchos profesionales y por las necesidades asistenciales a corto y medio plazo de una sociedad marcada por un incremento sostenido de la cronicidad, un aumento de la esperanza de vida y un envejecimiento sostenido de la población. Según nuestro último informe sobre recursos humanos en España y Europa, en nuestro país tenemos 546 profesionales por cada 100.000 habitantes. Esto supone un 33,81% menos que la media europea, que cuenta con 825 por cada 100.000 habitantes. De hecho, estamos a la cola de Europa, concretamente los séptimos por el final. Sólo para equipararnos a los países de nuestro entorno necesitaríamos casi 130.000 enfermeros más, lo que supone un incremento del 48,98% en el número total de estos profesionales.

"Tenemos un déficit importantísimo de enfermeros en España que se va a gravar en los próximos años"

- ¿Existen desigualdades entre distintas comunidades dentro de la profesión enfermera?

-En España, desgraciadamente no hay un sistema sanitario. Hay 17 diferentes, pues existe una gran desigualdad entre comunidades autónomas. Si hablamos de ratios, por ejemplo, Navarra -única comunidad que supera la ratio europea- cuenta con 836 profesionales por cada 100.000 habitantes, mientras que Murcia, la que menos tiene, cuenta con 384. País Vasco, por ejemplo, es la segunda comunidad autónoma con mejor ratio, con 724. Así es imposible dar la misma atención a los pacientes. Estas desigualdades están rompiendo el principio de equidad de nuestro sistema sanitario.

Insultos y amenazas, las agresiones más comunes

El Consejo General de Enfermería lanzó en el año 2016 un Observatorio Nacional de Agresiones para contabilizar los ataques, tanto físicos como verbales, que sufren estos profesionales en sus centros de trabajo. Durante el año 2017, el Observatorio registró un total de 1.593 agresiones. "Pero creemos que esto es sólo la punta del iceberg, hay mucho más debajo", dice Pérez Raya. "En aquellas regiones donde tenemos sólo un caso o dos las cifras nos dicen que se hace un registro insuficiente respecto a lo que está ocurriendo en la realidad. También aparecen comunidades autónomas que no tienen ningún dato registrado, con lo que se vuelve a poner de manifiesto que hay un mal manejo de la información relacionada con las agresiones", añade.

Registro de agresiones a enfermeras/os en 2017

Infogram

Según los datos del Observatorio, el ataque verbal está en torno al 70%, mientras que el de carácter físico alcanza un porcentaje cercano al 30%. "A nivel penal lo que se denuncia es la agresión física, pero son muchas más las que se sufren a nivel verbal y afectan desde el punto de vista psicológico de una forma muy importante al profesional. Si alguien llega a tu trabajo y te insulta, te amenaza, eso genera una inestabilidad, una ansiedad y un estrés enorme que desde luego no tiene por qué sufrir un profesional enfermero", concluye el presidente del Consejo General de Enfermería.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats