“Tengo grandes recuerdos de viajes por carretera: solíamos conducir a mis torneos de tenis los fines de semana y escuchar cintas de éxitos de los años 80 y 90”, recuerda el tenista Roger Federer en la presentación de La Gran Ruta Suiza en la que, a lo largo de 1.643 kilómetros, el viajero, en su coche, puede recorrer los lugares más emblemáticos de Suiza. Un viaje circular en ocho etapas que para en 13 enclaves patrimonio de la Unesco y que se puede realizar también en coche eléctrico. El consejo del tenista nacido en Basilea, que en agosto cumple 41 años y que es embajador del Turismo de Suiza, es planificar el viaje a concienciaç. Entre los imprescindibles estarían la región vitivinícola de Lavaux, el castillo de Chillon, la fortaleza de Bellinzone, la ciudad medieval de Gruyères, los hayedos del Valle di Lodano, Lugano, Berna, Gstaad, el paso de San Gotardo, Lucerna, Berna...