El cantante, modelo y actor británico Harry Styles puede lucir con orgullo la medalla de ser el primer hombre en protagonizar en solitario la portada de la edición norteamericana de “Vogue”. A él está dedicada la primera plana y el reportaje central número de diciembre de la publicación.