El accesorio que arrasa en Lidl para proteger la vitrocerámica y evitar los arañazos por menos de 8 euros

Mantenla en perfecto estado y gana espacio en tu encimera con este novedoso artículo

Cocinando en una vitrocerámica

Cocinando en una vitrocerámica

La vitrocerámica es una de las zonas de la cocina que más grasa y suciedad acumula. Restos de comida, grasa o incluso arañazos de tanto frotar pueden terminar de estropearla si no los eliminas bien. Y sí, los arañazos y las quemaduras por agua que rebosa, salen y de una manera muy sencilla.

Antes de limpiar en profundidad tu vitrocerámica, lo primero que debes tener claro es que nunca se puede usar un estropajo para hacerlo, aunque queden restos de comida incrustados. Lo único que conseguirás es rallar la superficie de la vitrocerámica. Lo recomendable es limpiarla con una bayeta o con papel de cocina, acompañados, si es necesario, de una rasqueta. Pero gracias a Lidl podrás ahorrarte muchas limpiezas diarias.

La cadena de supermercados ha puesto a la venta un cubre vitrocerámica que es resistente a cortes y arañazos. Viene compuesto por un pack de dos piezas para situar a los dos lados de la placa de la vitro. De este modo queda protegida y, al mismo tiempo, ganamos una superficie de trabajo adicional.

El cubre vitrocerámica de Lidl

El cubre vitrocerámica de Lidl / LIDL

Están fabricadas en vidrio. El recubrimiento es de papel y también incorpora unos pies antideslizantes de silicona. Además, se trata de una superficie inodora e higiénica, por lo que es completamente segura para manipular alimentos sobre ella.

Cada una de estas placas tiene unas medidas aproximadas de 52 cm por 30 cm y está disponible en tres modelos distintos con estampados de mármol, frutas y verduras y aun precio de 7, 99 euros.