Descansar bien no debería ser un lujo. Una noche de sueño reparador es el inicio de un buen día y una jornada productiva y las camas de Ikea pueden convertirse en un aliado para que así suceda. Son muchos los factores que entran en juego a la hora de dormir bien: el estrés y la tensión del día, la dieta, el ejercicio físico que se realice durante la jornada, el uso de pantallas... pero también la decoración, los muebles e incluso la ropa de cama. En otras ocasiones ya te contamos como la disposición de elementos en el dormitorio puede afectar a la calidad del sueño y también te dimos algunos consejos para evitar el ruido en casa y así lograr conciliar mejor el sueño.

Hoy repasamos las mejores camas de Ikea atendiendo a sus características, la relación calidad precio y a la valoración de sus usuarios.

Camas de Ikea de 90 x 200

  1. Släkt: se trata de una cama nido que se encuentra entre las más populares de la multinacional sueca para estas medidas. Se presenta como una gran opción para una habitación infantil o juvenil, siendo optima para cuando hay visita, además de contar con dos cojones para almacenamiento. Eso sí, el colchón de la cama inferior no podrá superar los 10 cm de espesor. Precio 229 euros
  2. Kura: esta cama de pino destaca por su versatilidad. Puede dársele la vuelta para convertir una cama baja en alta. Precio 149 euros.
Cama Ikea

Cama Ikea

  1. Brimnes: uno de los puntos fuertes de esta cama de Ikea disponible en color blanco es su gran capacidad de almacenaje. Precio 129
  2. Släkt: Ikea ofrece dos modelos con el mismo nombre. Por un lado, uno que incluye una amplia estructura de almacenaje, con un precio de 249 y la versión básica, popular entre los que buscan una solución económica, por 79 euros.
  3. Mydal: no podía faltar entre las camas más populares de Ikea unas literas, en este caso de pino macizo con el acabado en el tono de la madera. Precio 149 euros

Camas de Ikea de 135 x 190

En este tamaño, el gigante de los muebles solo ofrece (al menos online) cuatro modelos que, ordenados atendiendo a las valoraciones que los usuarios han dejado en la web son Kvinlog en blanco (359 euros), Kvitsöy en marrón (299), Kvinlog con tapizado en marrón oscuro (359 euros) y Kvitsöy con el acabado en blanco. La principal diferencia esta en la altura del canapé y, por tanto, en su capacidad. Las Kvinlog tiene 37 centímetros de alto mientras que las Kvitsöy 33.

Camas de Ikea de 180 x 200

Si bien Ikea propone hasta una decena de tamaños para sus camas, el siguiente más popular depués de los dos estándares más frecuentes es la de 180x200. Con estas medidas las camas de Ikea más populares son la Malm en sus tres versiones: con 4 cajones (399 euros), con dos cajones (349 euros) y solo la estructura de la cama (299 euros). Le sigue el modelo Idanäs, una cama resistente de diseño clásico, pensada para la durabilidad y resistir el paso del tiempo al margen de modas. Se ofrece en blanco y en marrón oscuros, si bien la que arrasa es la blanca. Se vende por 329 euros sin somier y por 409 con somier de láminas