11 de diciembre de 2008
11.12.2008
Novedades

Geofísicos graban por primera vez cómo se rompe un continente

10.12.2008 | 13:34

Un equipo internacional de geofísicos ha conseguido medir por primera vez en tiempo real y en tierra firme un evento geológico, denominado efecto dique, que provoca la separación de placas tectónicas y, en último extremo, la partición de los continentes que ha ido configurando el paisaje de la Tierra.

Dirigido por el profesor de la Universidad de Purdue Eric Calais, este equipo ha sido capaz de medir los desplazamientos del suelo en dos placas tectónicas en Africa que se mueven en direcciones opuestas, presionadas por un flujo de rocas fundidas en dirección a la superficie. El resultado ha sido el primer 'evento dique' en la corteza terrestre registrado por los científicos en tiempo real. El fenómeno dejó una pared de magma de 6 millas de largo y cinco pies de ancho a modo de cuña entre las dos placas. Estos 'eventos dique' habían sido registrados en la delgada corteza del fondo oceánico, pero nunca había sido observada directamente y medida en áreas donde la corteza es más gruesa, explicó Calais.

La existencia de estos eventos proporciona un elemento clave para comprender cómo la corteza terrestre emergida, o litósfera, se rompe en pedazos y se mueve. Estas fuerzas que presionan a los continentes no son de por sí poderosas como para romperlos. Sin embargo, una sucesión de eventos dique puede llegar a debilitar la litósfera , permitiendo que finalmente lleguen a fracturarse.

EN TANZANIA ESTA NACIENDO UN OCEANO

Durante estos eventos, el magma acumulado en depósitos profundos termina por romper las rocas donde se aloja y surge hacia la superficie, forzando una separación de las placas y, pasado el tiempo, un debilitamiento de la litósfera, mediante la transferencia de calor a las rocas, que terminan fracturándose. El resultado final es un muro vertical, o dique, de magma que provoca una fractura en la corteza terrestre. "Eventualmente, si esos eventos ocurren de forma repetida durante millones de años, un océano se formará entre las dos placas", explicó el profesor Calais, según el estudio publicado en la revista 'Nature' y recogido por otr/press. "Asi, hoy en Tanzania, nosotros estamos realmente siendo testigos de los primeros pasos en la formación de un nuevo océano".

Calais y sus colaboradores grabaron este evento en el Lago Natron, al norte de Tanzania, durante el verano de 2007. Este lago se encuentra en el extremo sur de la rama oriental del Valle del Rift, el área donde las placas tectónicas de Somalia y Nubia se mueven en direcciones opuestas. Los científicos creen que varios eventos similares han podido producirse en la zona del Rift en las últimas décadas, de acuerdo con los reportes de series de terremotos de intensidad moderada, aunque todo apunta que se trata de un proceso iniciado hace millones de años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine