El DJ fallecido en una fiesta ilegal en Marbella era de Ferrol

El detenido por el homicidio del DJ de Ferrol.

El detenido por el homicidio del DJ de Ferrol. / Policía Nacional

R.V.

El DJ que falleció en una fiesta ilegal en la madrugada del domingo al lunes, día 29 en Marbella (Málaga) era natural de Ferrol. José María Ares, de 40 años, se hacía llamar DJ JM Ares y era conocido entre sus amigos como Chema. Su muerte ocurrió al alcanzarle en el cuello una bala perdida cuando animaba una celebración en un chalet de la localidad de la Costa del Sol. La Policía Nacional detuvo en Málaga capital a un hombre de 30 años y nacionalidad alemana como presunto responsable del homicidio, y a otro compatriota, de 28 años, por encubrimiento. Al primero se le atribuye también omisión del deber de socorro y tenencia ilícita de armas.

El fallecido era hijo de comerciante muy conocido del barrio de A Magdalena, zona de Ferrol en donde residió antes de marcharse a Sevilla. A lo largo de su carrera como "pinchó" en un buen número de locales de moda en Andalucía, además de en fiestas particulares a las que también acudía cuando sus ocupaciones fijas se lo permitían.

Últimamente, debido a la pandemia, no trabajaba en este ámbito y se había desplazado a vivir a la provincia de Málaga, en donde residía con su pareja, siendo contratado para esta fiesta en la que ha perdido la vida.

Tras conocerse su fallecimiento las redes sociales se han llenado de mensajes de solidaridad y pesar para sus familiares y amigos.

Supuestamente, la casa donde se celebró la fiesta ilegal habría sido alquilada durante el fin de semana. En la madrugada del lunes uno de los asistentes efectuó varios disparos, alcanzando en el cuello a uno de los participantes a la reunión, causándole la muerte.

Los agentes que se desplazaron al lugar hallaron la vivienda deshabitada, únicamente con el cuerpo sin vida de un varón en una de las estancias. Inmediatamente, dieron aviso a los servicios sanitarios que solo pudieron certificar su muerte.

Tras arduas gestiones practicadas por los agentes de la Comisaría de Marbella, se procedió a la localización y detención del presunto autor material de los disparos, un hombre de 30 años y nacionalidad alemana.

Los arrestos se practicaron con la colaboración de los GOES y el Grupo de Homicidios de Málaga, momentos antes de que ambos arrestados intentaran huir del país. La investigación policial continúa abierta, no descartándose nuevas detenciones.