Susto monumental en el centro de Vigo tras el derrumbe, entorno a las diez y media de la mañana de este jueves, de la fachada y parte del inmueble que está situado en la calle Areal de Vigo, en el entorno de la rotonda de 'La Paellera'.

Se trata de un edificio en ruinas de cuatro alturas tapiado y abandonado desde hace años, donde se comprobó que no había nadie en su interior. El inmueble colinda con el gimnasio Coliseum (Areal 40), que también se ha visto afectado por este siniestro. Y es que parte de los cascotes cayeron de pleno en las pistas de pádel al aire libre de las que dispone el centro deportivo, en las que, afortunadamente, no había nadie practicando ese deporte. No se han registrado víctimas personales, según confirmaron fuentes de los servicios de emergencia.

15

Derrumbe de una fachada en Areal Alba Villar / FdV

El 112 Emerxencias Galicia alertó a Bomberos de Vigo, Policía Local, Nacional y Urgencias Sanitarias que se desplazaron al lugar para valorar los daños, y acordonar el perímetro de incidencia peatonal del inmueble, ante posibles desprendimientos. El alcalde de Vigo, Abel Caballero, por su parte, informó acerca del siniestro al que, según matizó, "acudieron Bomberos y cuatro patrullas de la Policía Local, para constatar el desplome de la fachada interior del número 4 de República Argentina". Según el regidor, los cascotes cayeron hacia el patio interior del inmueble, de ahí que se viese afectada la pista de pádel, "pero no hay daños personales".

Fue una vivienda de okupas

Caballero recordó que "este edificio fue tapiado hace tres años, pero hubo un incidente con los okupas, que fueron desalojados por la fuerza. Si aún siguieran allí, hoy estaríamos lamentando daños personales". Según el alcalde, "ahora se trabaja en labores de refuerzo de la estructura, y se están realizando las primeras inspecciones técnicas para decidir qué medidas se deben tomar".

El edificio derrumbado en la calle Areal, a vista de pájaro P.N

"Gracias a dios, estaba todo cerrado y no pasó nada"

Debido al marco de restricciones que afecta a Galicia, el establecimiento deportivo afectado estaba sin actividad. Así lo confirmaba a FARO el gerente del centro Coliseum, Marcos Chantada. "Gracias a dios, no había nadie y estaba todo cerrado, así que no pasó nada". Sobre el edificio derrumbado, aclaró que "estaba"pendiente de demolición, de hecho la zona ya estaba acotada de antes".

"Las instalaciones del gimnasio están en perfecto estado" Marta Fontán

El responsable del gimnasio quiso además remarcar que los cascotes sólo afectaron a una de las dos pistas de padel con las que cuenta el centro. "Las instalaciones interiores están en perfecto estado", apunta Chantada, que se lamenta más por la situación de crisis en su sector, provocada por el COVID, que de los desperfectos causados por el derrumbe. "Una pista de padel no es nada, comparado con lo que estamos pasando por las restricciones. Esto es lo grave y lo que realmente nos preocupa", se lamenta.

El gerente quiere dejar claro a sus socios y usuarios que "en cuanto nos dejen abrir, volveremos con nuestra actividad, a excepción, obviamente, de las clases de padel, que no las retomaremos hasta nuevo aviso".

"Hay denuncias contra este edificio y no se entiende que no hayan actuado antes" Marta Fontán

"Me recordó al derrumbe del Odriozola"

Un vecino acudió al lugar del siniestro alertado por su madre que había escuchado el estruendo del derrumbe. Según asegura, el inmueble afectado ya tiene denuncias y lamenta que no se adopten medidas por parte del Concello. “Esto me recordó al derrumbe del Odriozola, aunque en esta ocasión no hubo heridos, pero de milagro.”