La Policía Nacional advierte de que ha detectado en la comarca de Pontevedra una estafa realizada a través de Internet mediante una falsa oferta de empleo. Los timadores exigen a la víctima una serie de transferencias por la realización de supuestos trámites para poder ser contratado.

Según explican desde la Comisaría, los timadores solicitan al internauta el ingreso de cierta cantidad de dinero con la excusa de cubrir el coste de gestiones administrativas, el contrato de arrendamiento, dos meses de fianza, un mes de antelación y un seguro para hacer una limpieza diaria con ozono en la habitación en la que iba a residir durante su estancia en la isla.

En el caso de Pontevedra, los pagos fueron realizados por el denunciante a través de la banca online y llegó a efectuar ingresos por valor de 850 euros.

La investigación comenzó el pasado 3 de octubre con la denuncia interpuesta, en comisaría local de Marín, por una persona que había sido víctima de una estafa al acceder a una oferta de trabajo en Palma de Mallorca a través de un conocido portal de compra y venta.

Una mujer le ofreció el trabajo a la víctima y le dijo que contactase con un tal Francisco para gestionar el alojamiento. Esta persona, Francisco, le envió un supuesto contrato de arrendamiento de larga duración por el que ingresó un total de 850 euros en concepto de dos meses de fianza, un mes de antelación y un seguro para limpieza diaria con ozono de la habitación.

Una vez ingresado el dinero, la víctima se puso en contacto nuevamente con la mujer y esta le dijo que antes de viajar debería hacerse la prueba de la Covid-19.

Tras esta última petición de ingreso de dinero, 150 euros, la víctima trató de ponerse en contacto con la mujer pero en su lugar respondió un hombre que le dijo que allí no había ninguna mujer con ese nombre y que posiblemente había sido víctima de una estafa porque esa misma mañana se había presentado en el local otro hombre insistiendo en que tenía un trabajo allí y el alojamiento pagado. Por todo ello decidió interponer denuncia en las dependencias policiales.

Agentes policiales adscritos al grupo de judicial de la Comisaría local de Marín se han hecho cargo de la investigación de los hechos para tratar de localizar a los autores de la estafa.

Recomendaciones

Para evitar casos como este, la Policía Nacional recomienda unas pautas seguras, tanto en el mundo online como offline, para prevenir y evitar ser víctima de estafas, fraudes o timos.

Así, explican que aquellas supuestas ofertas de trabajo que requieren un desembolso económico previo no son, casi nunca, reales y esconden un engaño o afán lucrativo a costa de los que buscan empleo. Se puede investigar en Internet el teléfono o características del anuncio.

Además, se debe actuar con "desconfianza racional" y sentido común ante ofertas o mensajes de fuentes desconocidas.

Por último, no se debe creer en chollos, gangas y "ofertas increíbles" y realizar siempre las transacciones económicas a través de plataformas seguras.