03 de diciembre de 2008
03.12.2008
deflagración

Una explosión de gas provoca heridas graves o muy graves a 28 personas en Gavà

03.12.2008 | 16:22

Un total de 28 personas han resultado heridas graves o muy graves como consecuencia de la violenta explosión de gas que ha sacudido esta madrugada el barrio de Ca n'Espinós de Gavà (Barcelona) y que ha obligado a desalojar a unos 50 vecinos.

La explosión, cuyas causas aún se desconocen, ha interrumpido hacia las tres de la madrugada el sueño de los vecinos de este barrio marginal, habitado mayoritariamente por inmigrantes y personas de etnia gitana, provocando el caos y el desconcierto.

La sacudida y un incendio posterior en el edificio situado en el número 1 del camino de Ca n'Espinós ha hecho desaparecer por completo la fachada del inmueble, que tendrá que ser demolido.

Vecinos del barrio han criticado la tardanza con que han reaccionado los bomberos y los servicios de emergencia, lo que ha motivado que muchos heridos fueran socorridos y trasladados por los propios vecinos a los hospitales, pese a que la Generalitat ha rechazado de plano que se haya actuado con demora.

El conseller de Interior, Joan Saura, ha asegurado que el primer coche de bomberos ha llegado a este barrio de Gavà ocho minutos después de recibir el aviso, y ha considerado "ejemplar" la reacción de los equipos de emergencia.

Algunos de los 28 heridos por la explosión se encuentran en un estado tan grave que peligra su vida, ya que sufren quemaduras en más del 60% de su cuerpo, según el Departamento de Salud.

Los heridos están distribuidos en cinco hospitales y los más graves se encuentran o están siendo trasladados a la Unidad de Grandes Quemados del hospital de Vall d'Hebron, centro de referencia en este tipo de lesiones.

Entre los más graves se encuentran seis de los siete adultos ingresados ya en Vall d'Hebron y cuatro, también adultos, de la UCI del Hospital Clínico, a la espera de ser trasladados a Vall d'Hebron, y que sufren quemaduras en entre un 60 y un 90% de la superficie corporal y traumatismos diversos.

Además, tres de los cinco niños ingresados en Vall d'Hebron tienen pronóstico grave, uno menos grave y otro está a la espera de la valoración de un traumatismo craneoencefálico. Todos tienen quemaduras de segundo y tercer grado en entre el 15% y el 85% de su cuerpo.

Otros dos niños, ingresados en la UCI del Hospital infantil de Sant Joan de Déu, están estables pero graves y serán trasladados también a Vall d'Hebron, mientras que en el Hospital de Bellvitge hay seis pacientes ingresados, tres con quemaduras graves y politraumatismo, y otros tres en urgencias.

Además, hay cuatro personas ingresadas en el hospital de Viladecans con pronóstico leve por intoxicación de humo.

Joan Saura ha explicado que a las 02.47 horas los bomberos han recibido la llamada de una mujer que aseguraba que había una fuga de agua en la vía pública, frente al lugar donde poco después se ha producido la explosión.

Los Bomberos han alertado a la Policía Local, que ha comprobado 'in situ' que la fuga de agua había dañado algunas baldosas de la calle, por lo que ha avisado de nuevo a los bomberos, que han empezado a movilizarse para salir a cubrir ese servicio, según ha explicado a Efe un portavoz de los Bomberos.

A las 03.06 horas, cuando ya estaban dispuestos en el camión para dirigirse al lugar, han recibido una nueva llamada, en este caso de un hombre que aseguraba que se acababa de producir una explosión en la misma dirección.

Antes de la llegada de los bomberos ya habían sido evacuados por los vecinos a distintos hospitales diecinueve de los heridos, y con posterioridad han sido trasladados a centros sanitarios otros seis, según ha informado en un comunicado los propios Bomberos de la Generalitat.

Los vecinos han descrito escenas dramáticas, con antelación a la llegada de los servicios de emergencia, ya que algunos heridos deambulaban quemados y casi sin ropa totalmente desconcertados y sin saber qué hacer.

Un centro cívico de Gavá cercano al lugar ha servido para atender a más de 50 vecinos desalojados de los inmuebles colindantes, a los que se ha suministrado mantas y comida y se les ha ofrecido apoyo psicológico.

El Departamento de Medio Ambiente y Vivienda, propietario del edificio a través de la empresa pública Adigsa, está buscando un alojamiento provisional y urgente para los vecinos del inmueble, en el que había cuarenta personas empadronadas.

El edificio forma parte, junto con otros cuatro bloques, de un conjunto de viviendas construidas por Adigsa, que entregó las llaves a sus inquilinos en el año 1997.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Calendario laboral y escolar 2017/2018

Calendario laboral 2018 en Galicia

Calendario Laboral 2018 en Galicia

Aquí tienes a tú disposición todos los días festivos en  Vigo y en Galicia , así como el Calendario escolar 2017/2018 .

 

 
Enlaces recomendados: Premios Cine