Amigos en la vida real en Val Miñor y juntos en la serie de éxito de Netflix

Los jóvenes de Gondomar Javier Casellas y Samuel Piñeiro interpretan a dos narcos-niños en “Clanes” que arrasa en 78 países del mundo

Javier 
Casellas (izq.) 
y Samuel Piñeiro.   | // J. C.

Javier Casellas (izq.) y Samuel Piñeiro. | // J. C.

Mar Mato

Mar Mato

Javier Casellas cuenta ahora con 20 años y ya sabe lo que es defender una película en el Festival de Málaga. Le aconteció con “Live is life”. Ahora, su aparición en “Clanes”, ha colado su cara en millones de hogares de todo el mundo al convertirse en la tercera serie más vista esta semana en el catálogo de Netflix donde se encuentra en el top 10 en 78 países.

A diez minutos de la puerta de su casa en Gondomar, vive Samuel Piñeiro, 14 años. Los dos son amigos y, curiosamente, los dos han entrado en el elenco de “Clanes”, interpretando a dos de los narcos cuando eran niños.

La agencia de actores en la que se encuentran los llamó para un casting. “Primero hice uno por teléfono y el siguiente, presencial, en A Coruña. Tenía ganas de interpretar otro papel que no fuese tan infantil. En ‘Clanes’ hago de narcotraficante de pequeño y es un papel que me gustaría hacer otras veces. Me atrae la incertidumbre que puede causar el personaje. Lo que me chocó es que se muestre que ya era narco desde pequeño”, reflexiona Javier Casellas que rodó en Cambados.

Samu también disfrutó de su personaje y le hizo reflexionar sobre los inicios que han podido tener muchos narcos. “A mi personaje le llevan preso a su padre.; y su madre muere de enfermedad. Nunca me había imaginado cómo podía ser la vida de un narcotraficante de pequeño”, señala.

Anécdotas del rodaje

El rodaje en “Clanes” les ha hecho coincidir con gente que admiran como Tamar Novas, Clara Lago y Touriñán. “Un día –recuerda Javier– iba a las pruebas de vestuario y estaban rodando en un desguace en Cambados. Vi un chico de la productora de ‘Live is life’ y le pedí a mi padre que parara. Le saludé y me comentó como iba el rodaje. Muy cerca, estaban hablando Tamar Novas y Touriñán.En un momento se quedaron mirando. Yo conocí a Touriñán cuando doblé al gallego mi papel de ‘Live is life’. Se ve que se quedó con mi cara. Lo saludé y fue muy guay”.

Actuar en la misma serie es un sueño para dos jóvenes que coincidían hace años en el skatepark patinando. “Hicimos buenas migas y empezamos a hablar. Nos chocó que nos hubieran cogido a los dos para la serie. Mira tú a qué dos fueron a coger...”, comenta con humor Casellas.

Precisamente, él supo antes que Samuel Piñeiro, que este entraba en “Clanes”. “A Javi, le comentaron que habían cogido a otro chico de Gondomar y ahí fue cuando me enteré de que había conseguido el papel”, señala Samuel.

Los dos están contentos con el trato recibido por el equipo, especialmente por el director, Roger Gual. “En mi caso, no tuve problemas con el guion pero me dijo que si tenía problemas con alguna palabra, podía cambiarla”, apunta Casellas.

En cuanto a la preparación del papel, Casellas estudiaba solo el guion y cuando lo tenía preparado su hermano hacía del otro personaje para completar el diálogo. “Yo –añade Piñeiro– hice algo parecido. Cuando creía que ya me lo sabía, le pedía a mi madre que me preguntara. También me grababa audios como si fuera el otro personaje y en las pausas decía lo que le correspondía al mío. Antes de rodar, repasaba cada parte”.

Respecto al éxito de la serie, reconocen que es “muy buena” pero nos “chocó” que esté entre las más vistas del mundo. “No imagino el orgullo que deben sentir los protagonistas como Clara Lago, Tamar Novas o Touriñán...”, señala Casellas que al igual que Piñeiro está enamorado de ser actor.