Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La diversidad de la belleza masculina, al desnudo

“Palpar a pel” reúne más de 200 fotografías de desnudos masculinos

4

Fotografía de “Palpar a pel” Lázaro Louzao

Sin artificios. Ni indumentarios ni tecnológicos ni de otro tipo. El fotógrafo lucense Lázaro Louzao (Xove, 1988) muestra el cuerpo masculino de una serie de modelos –todos ellos aficionados–, desprovisto de ropa y otros artificios y sin apenas retoques fotográficos.

“Busco la belleza de los cuerpos en su diversidad y siempre desde cierta naturalidad; no me gusta retocar demasiado las fotos”, afirma.

“Palpar a pel” condensa en 226 fotografías el trabajo realizado durante ocho años, con el que Louzao reivindica la belleza del desnudo masculino, invisibilizado durante siglos frente a la hegemonía del femenino, visto (casi) siempre desde la mirada masculina. A la hora de elegirlas, ha tenido en cuenta la variedad de hombres que retratan y que no hubiesen sido exhibidas en exposiciones o en sus publicaciones en redes, por lo que la inmensa mayoría de las imágenes de “Palpar a pel” son inéditas.

“En las últimas décadas, el desnudo masculino tiene más representación, pero siempre desde el colectivo gay, siempre desde una mirada ‘queer’ hacia lo que se retrata”, afirma el fotógrafo, que considera que es necesario revisar el desnudo en el arte, tanto el masculino, por su ausencia, como el femenino por la forma en la que ha sido representado y por el papel que los artistas hombres ejercen sobre las modelos mujeres.

“Sin embargo, creo que la reescritura del desnudo femenino les corresponde a las mujeres artistas. Por suerte, el feminismo está haciendo una revisión de ese desnudo femenino desde esa mirada identitaria y empoderadora que es tan importante como recuperar la visibilidad de cuerpo masculino y romper con los estereotipos clásicos de mujer objeto y cuerpo masculino invisibilizado”, comenta.

Lázaro Louzao

“A través del desnudo, la persona se presenta tal y como es”

Lázaro Louzao - Fotógrafo

decoration

Louzao ha seleccionado estas más de doscientas imágenes de un fondo que supera las 10.000 para construir un relato que pretende reivindicar el desnudo masculino y revisar los preconceptos que se tienen sobre el cuerpo humano y los cánones de belleza masculinos. “A mí me encanta retratar cuerpos muy diversos, no solo el tipo musculado que es lo que nos dicen que se lleva en el colectivo gay. De ahí viene el titulo del libro, de acercarse a una persona por el sentido táctil, de conocerla a través de la piel”, explica.

Para Louzao, fotografiar a una persona desnuda es un acto profundamente íntimo, aunque no necesariamente erótico o sexual. “A través del desnudo, la persona se presenta tal y como es”, comenta.

Fotografía de “Palpar a pel”, de Lázaro Louzao.

Fotografía de “Palpar a pel”, de Lázaro Louzao.

El libro, autoeditado, cuenta con un prólogo del famoso artista de performance Abel Azcona y un epílogo a modo de cómic del colectivo Los Picoletos. “Decidí hacer este libro en 2017, cuando ya llevaba ocho años trabajando en el desnudo masculino y empezaba a estar especialmente orgulloso de las fotos que hacía, cuando vi que el proceso de evolución y aprendizaje que me había autoimpuesto en el estudio daba sus frutos”, comenta el fotógrafo, que el próximo viernes comenzará una pequeña gira de promoción, cuyas primeras presentaciones serán en Barcelona y Bilbao.

Lázaro Louzao se convirtió en 2018 en el primer director que rodó un largometraje de temática LGTBI en gallego. “Nove de novembro” recibió el premio del público en la Semana de Cine de Autor de Lugo. El año pasado, la asociación ALAS A Coruña le entregó su premio Marcela y Elisa 2020 en reconocimiento por su trayectoria artística, ligada a la visibilidad de dicho colectivo.

Compartir el artículo

stats