A Valencia fueron a parar la mayoría de los décimos del tercer premio del sorteo de Navidad, correspondiente al número 19.517, agraciados con 50.000 euros cada uno. En Barcelona, Almería y Badajoz también se despacharon boletos agraciados.

La administración de la calle Xàtiva 14 de Valencia repartió 51,5 millones. Vendió los décimos por ventanilla, de forma muy repartida y a mucha gente de la zona.

En Almería también saborearon la suerte del tercero: 8,5 millones. Por un “afortunado error” parte de los agentes de la Guardia Civil resultaron agraciados. El lotero Jesús Ibáñez esconde décimos del sorteo cada año por la iniciativa “Se busca el Gordo”. Este año eligió el número 47.017. “Ellos vinieron y me dijeron: ‘Dame el que vas a esconder’. En ese momento las chicas de la administración no sabían qué número acabado en 17 era. Yo les dije que se lo dieran y, pensando que era ese –el 19.517–, le dieron el que ha salido agraciado”, relató.

En Barcelona no faltó un pellizco: se repartieron 50 series entre Calella, con 35, y Granollers, 15.