Médicos internistas advierten de que el alcohol, incluso a bajas dosis, “eleva el riesgo cardiovascular” y subrayan “un único consejo posible” para la población: “cuanto menos alcohol, mejor”. Defienden que “los gobiernos implementen políticas públicas” que “protejan a la población del marketing depredador del lobby del alcohol”.

Así, lo han señalado en el 42º Congreso Nacional de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI) y el 37º Congreso de la Sociedad Gallega de Medicina Interna (Sogami), que se ha celebrado en Santiago de Compostela con más de 2.700 inscritos.

Los médicos internistas coinciden en que el riesgo cardiovascular causado por el consumo de alcohol “es mucho mayor que el pretendido beneficio cardiovascular que se le ha estado atribuyendo a través de la publicidad de bebidas alcohólicas”.