Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los virus 'clásicos' están de vuelta en Galicia

Los casos de resfriado común, gastroenteritis y bronquiolitis infantil vuelven a las consultas médicas después de que el pasado otoño apenas se registrasen infecciones

Los virus causantes de infecciones como el resfriado común y la bronquiolitis infantil, que apenas tuvieron circulación el pasado otoño-invierno, han regresado con la “nueva normalidad” y la relación de las restricciones sanitarias. El goteo de consultas médicas por infecciones de las vías respiratorias altas, tanto en niños como en adultos, es cada vez mayor a medida que avanza el otoño. Otras patologías víricas que reaparecen tras el paréntesis del pasado otoño-invierno son la gastroenteritis y la enfermedad de manos, pies y boca.

“Estamos viendo una circulación de virus como en la época prepandemia”, afirma el pediatra Juan Manuel Sánchez Lastres, que esta misma semana atendió a un niño con una coinfección por tres virus distintos.

Según los datos de Cofares, del 1 al 20 de octubre, la demanda de productos y medicamentos dirigidos a aliviar los síntomas del resfriado –antipiréticos, antitusígenos, antitérmicos, descongestionantes nasales, mucolíticos y expectorantes– ha aumentado un 42% en Galicia –un 51% en el conjunto del estado–, con respecto al mismo periodo del pasado año. Según las cifras de esta distribuidora farmacéutica, en algunas comunidades autónomas el incremento de estos medicamentos supera el cien por cien, como La Rioja (+260%), País Vasco (+102%) y Cantabria (+107%).

“Ya hace un mes que la gente viene a la farmacia por antigripales para aliviar síntomas como la tos, lo que indica que los virus estacionales están circulando más que el pasado otoño”, explica la farmacéutica viguesa Amil López Viéitez.

El resfriado común es la enfermedad que con mayor frecuencia afecta al ser humano y está causada por numerosos virus. Más de la mitad de los resfriados están causados por los rinovirus, de los que se conocen más de un centenar de serotipos, el diez por ciento por coronavirus [distintos al SARS-CoV-2, causante del COVID-19] y ocasionalmente por el virus respiratorio sincitial (VRS), influenza, parainfluenza, adenovirus y enterovirus.

"La relajación del uso de medidas como la mascarilla y una mayor interacción social pueden estar facilitando la circulación de estos virus”

decoration

Una de las razones que pueden explicar por qué estos virus reaparecen este otoño es la relajación de las medidas sanitarias de contención de la pandemia del COVID-19. “La vía de transmisión es la misma y la relajación del uso de medidas como la mascarilla y una mayor interacción social pueden estar facilitando la circulación de estos virus respiratorios estacionales”, explica el pediatra.

Sin embargo, esta podría no ser la única explicación. Algunos expertos aluden a la hipótesis del nicho ecológico, que afirma que cuando un agente microbiológico deja un hueco, otro lo ocupa. De esta forma, el SARS-CoV-2 habría podido ser más fuerte y acaparar el lugar que ocuparon antes los virus estacionales, como los que provocan el resfriado común, que ahora recuperan su espacio ante la retirada del primero. El doctor Sánchez Lastres no descarta esta teoría, aunque matiza que son necesarios estudios que la avalen.

“Estamos viendo una circulación de virus estacionales como en prepandemia”

J. M. Sánchez Lastres - Pediatra

decoration

Juan Manuel Sánchez Lastres

“La diferencia este año con respecto al anterior es la vacunación masiva contra el COVID-19, que está haciendo que el coronavirus circule menos, mientras que frente a los otros virus estacionales seguimos sin estar vacunados”, explica Sánchez Lastres.

Sin embargo, aún es demasiado pronto para vaticinar cómo seguirán comportándose los virus estacionales. “Estamos viendo una cierta alteración en cuanto a la predominancia estacional de cada virus y se cree que es debido a que las medidas epidemiológicas en relación con la pandemia han podido cambiar las evoluciones cíclicas de los virus. Por ejemplo, el pasado verano, hubo un brote de virus respiratorio sincitial e incluso ingresos por bronquiolitis infantil. Esto fue algo excepcional porque este virus lo empezamos a ver normalmente a partir de noviembre hasta febrero”, argumenta el especialista, que añade que ya se están viendo los primeros casos.

Recuerda que el único tratamiento para estas enfermedades víricas es el destinado a aliviar los síntomas –dolor de cabeza, tos, congestión nasal, malestar faríngeo, fiebre–, y que mantener una buena hidratación y hacer lavados nasales. Para evitar el contagio, las ya archiconocidas mascarilla, distancia interpersonal e higiene de manos.

Asimismo, afirma que los síntomas del resfriado, la gripe y el COVID-19 son muy similares, por lo que para descartar el último hay que asegurarse de que no estuvo en contacto con un infectado. “No hay ningún dato clínico que puedas orientar desde un punto de vista de valor predictivo positivo hacia una u otra”, asegura.

“El año pasado prácticamente no circuló más que el coronavirus”

Jesús Sueiro - Médico atención primaria

decoration

Aunque el número de episodios clínicos de resfriado común es mayor durante la infancia debido a que los niños son más susceptibles a la infección vírica por el incipiente desarrollo de su inmunidad frente a la mayoría de los virus causantes, los adultos también están cursando esta patología este otoño. “El año pasado prácticamente no circuló más que el SARS-CoV-2 y no hubo más que casos de COVID, pero este mes ya comenzamos a tener consultas por infecciones víricas de las vías respiratorias altas”, explica el doctor Jesús Sueiro, médico de atención primaria.

resfriado común

  • Virus causantes

    Rinovirus (en la mitad de los casos), coronavirus [no el SARS-CoV-2 que causa el COVID-19], parainfluenza, cirus respiratorio sincitial, adenovirus, enterovirus.

  • Síntomas

    Rinorrea acuosa; estornudos; obstrucción nasal; malestar faríngeo; tos irritativa; disminución o ausencia de olfato y gusto. La elevación moderada de la temperatura, cefalea y malestar general son más frecuentes en los niños.

  • Periodo de incubación

    El período de incubación del resfriado común se sitúa entre 24 y 72 horas. La duración media de la sintomatología es de una semana.

  • Tratamiento

    El tratamiento es sintomático. Hay medicamentos eficaces para aliviar sel dolor de cabeza, la congestión nasal, la tos, el moqueo y el dolor de garganta.

Compartir el artículo

stats