Galicia estará este lunes entre una borrasca al oeste de Irlanda y las altas presiones del Mediterráneo occidental. Así, la comunidad tendrá cielos parcialmente nublados, con lluvias débiles y temperaturas mínimas "muy elevadas" para la época, explica Meteogalicia. El termómetro no bajará de los 18 grados en prácticamente toda la comunidad, a excepción de la ciudad de Lugo donde caerá hasta los 16 grados.

Por otra parte, las temperaturas experimentarán un ligero ascenso: todas las ciudades gallegas superarán hoy los 20 grados. Así, el mercurio se elevará hasta los 27 en Ourense, hasta los 25 en Pontevedra, y hasta los 24 en Vigo, A Coruña y Ferrol. Un poco por debajo se situarán Lugo con 23 y Santiago con 21.

La tónica de este lunes se repetirá a lo largo de la semana, con permanencia de los chubascos y temperaturas cálidas, que empezarán a bajar a partir del jueves.

Meteogalicia ha activado el nivel de alerta amarillo en la costa coruñesa para el martes a partir de las 15 horas por fuerte oleaje, con vientos de fuerza siete.

Precisamente, en la noche del martes al miércoles se intensificarán las lluvias, que predominarán en la franja oeste de la comunidad durante toda la jornada.

Ya a partir del jueves se notará un enfriamiento del tiempo, con una caída de las temperaturas tanto máximas como mínimas: las primeras no alcanzarán los 20 grados y las segundas tampoco lo harán con los 15.

Los termómetros mantendrán esta tendencia a lo largo del fin de semana, aunque disminuirán las lluvias y se harán hueco los cielos despejados gracias a la influencia de un anticiclón. Sin embargo, será un episodio transitorio y no podremos despegarnos del paraguas ya que un nuevo frente llegará el domingo cargado de lluvias.