Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Bruselas pide reabrir las fronteras de la UE a los turistas vacunados en terceros países

Una viajera llega al aeropuerto de Heathrow, en Londres, junto a un cartel sobre COVID-19. |   // ANDY RAIN

Una viajera llega al aeropuerto de Heathrow, en Londres, junto a un cartel sobre COVID-19. | // ANDY RAIN

La Comisión Europea (CE) pidió ayer a los países de la Unión Europea que reabran su frontera exterior a los turistas vacunados contra el coronavirus en terceros países que inoculen vacunas que también cuentan con el visto bueno de la Agencia Europea del Medicamento (EMA), como es el caso de Estados Unidos y el Reino Unido.

La propuesta de Bruselas será examinada ya a lo largo de esta semana por técnicos y los embajadores de los Estados miembro, con el objetivo de que sea posible un acuerdo antes de que acabe mayo y el cambio se pudiera aplicar ya “a primeros de junio”, según fuentes comunitarias. En todo caso, la propuesta del Ejecutivo comunitario subraya que el hecho de que los viajeros vacunados puedan viajar a destinos europeos no significa que puedan hacerlo “sin condiciones”, ya que corresponderá a cada Estado miembro decidir si deben cumplir otras medidas al llegar a destino, como cumplir cuarentena o realizar una prueba diagnóstica.

“La Unión Europea está verdaderamente dispuesta a abrirse al mundo pero de forma segura. Nuestra propuesta garantiza una zona Schengen fuerte gracias a una estrategia común y coordinada en nuestra frontera exterior”, afirmó la comisaria de Interior, Ylva Johansson, al poco de anunciarse la propuesta.

El objetivo de la recomendación de la CE es que los Estados miembro tengan en cuenta no solo la buena o mala situación epidemiológica del país tercero, sino también que las personas que viajen desde o hacia él hayan “recibido la última dosis recomendada de una vacuna autorizada en la UE”. Esta concesión podría también ampliarse a las vacunas que hayan completado el proceso de emergencia de la Organización Mundial de la Salud (OMS), según recoge el documento de la CE, pero en ningún caso los gobiernos europeos podrán aceptar vacunas que no hayan sido aprobadas por la EMA o la OMS.

Por el momento, la UE ha autorizado el uso de cuatro vacunas –BioNTEch/Pfizer, Moderna, AstraZeneca y Janssen–, y hay varias en distintas fases de evaluación por la EMA, incluida la rusa Sputnik V.

Con todo, el Ejecutivo comunitario pide no bajar la guardia ante el riesgo de que nuevas variantes puedan ayudar a la propagación del virus por lo que pide no bajar la guardia e incluye en su propuesta un “freno de emergencia” que permita a la UE actuar de manera coordinada y más rápida ante nuevas amenazas. Con esta salvaguarda Bruselas aspira a que los Estados miembro se coordinaran en caso de que fuera necesario cerrar la frontera con algún destino, algo que ha intentado sin éxito durante las sucesivas olas de la pandemia.

La CE publicará periódicamente una lista actualizada de certificados nacionales de países terceros que podrán ser reconocidos en la UE porque reúnen las condiciones suficientes en términos de seguridad para evitar fraudes.

Alemania alivia las restricciones para los inmunizados

Alemania va a aliviar las restricciones para los inmunizados, ya sea por haber recibido la pauta completa o por haber superado el COVID, unos 9,5 millones de personas. Las medidas han sido consensuadas por los grupos parlamentarios de los dos partidos que apoyan al Ejecutivo, los conservadores y los socialdemócratas, y podría entrar en vigor este mismo fin de semana, según el diario “Bild”. Así, los inmunizados no tendrán que cumplir con el toque de queda nocturno, de 22.00 a 05.00 horas, que rige en la mayor parte del país, ni presentar test rápidos negativos para acceder a los comercios minoristas no esenciales y otros servicios restringidos (museos y parques de atracciones, entre otros) y tampoco deberán cumplir con las reglas de cuarentena.

Compartir el artículo

stats