Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Medio millón de gallegos de más de 70 años recibirán la vacuna del COVID-19 a partir de marzo

Nieves Cabo, primera vacunada en Galicia contra el COVID-19.

Nieves Cabo, primera vacunada en Galicia contra el COVID-19. David Cabezón

Casi medio millón de personas de más de 70 años en Galicia recibirán la vacuna contra el COVID-19 a partir del mes de marzo –unas 498.923 en total–. A los 523.979 gallegos de más de setenta contabilizados por el Instituto Galego de Estatística en 2020 había que restar los 25.056 mayores en residencias, que ya están siendo vacunados. A falta de aclarar más detalles, todo apunta a que en primer lugar se citará a los mayores de 90 (en Galicia hay 132.310 de más de 85), para seguir con los que superan 80 (entre los 80 y los 84 años hay 101.960 gallegos) y continuar con los de más de 70.

Los más mayores serán el próximo ‘grupo diana’ de la denominada “Estrategia de vacunación frente a la COVID-19” y su inmunización comenzará a partir del próximo mes de marzo si los problemas de suministros de las farmacéuticas lo permiten. Así lo desveló ayer el titular de la cartera de Sanidad, Salvador Illa, en una comparecencia en la que detalló algunas pinceladas de la nueva etapa de vacunación –tras ser discutidas por el Grupo de Trabajo Técnico de Vacunación COVID-19 de la Ponencia de Programa y Registro de Vacunaciones que componen especialistas de Sanidad y de las comunidades autónomas–.

Si no hay cambios de última hora, tras acabar con la vacunación de los usuarios de las residencias de ancianos y sus cuidadores; colectivo que prácticamente ya está vacunado al completo de la primera dosis, siguen los sanitarios de primera línea y grandes dependientes, y luego les llegará el turno a los 6,6 millones de personas en España, casi medio millón de ellas en Galicia, con más de 70 años que viven fuera de las residencias.

La metodología a seguir parece similar a otras campañas de vacunación: los mayores recibirán una citación por parte de su centro de salud y quienes no puedan desplazarse recibirán la visita de las enfermeras.

La estrategia de vacunar a los más ancianos es radicalmente opuesta a la que han seguido países asiáticos, que optan por inmunizar primero a los más jóvenes, puesto que contagian más. ¿Por qué en España se ha optado por esta vía? La priorización se basa en la vulnerabilidad de los mayores. El 66,5% de todos los fallecimientos oficiales por COVID en España en la segunda ola se corresponde con mayores de 80 años, aunque solo suman el 6% de la población. Y si a este colectivo se le añade el de los que sobrepasan los 70, el porcentaje supera el 86% de los decesos, según datos del Instituto de Salud Carlos III. Es decir, con los mismos niveles de contagio, si se consigue inmunizar a toda esta población, habría casi nueve veces menos muertes por covid.

  • Alberto Ruano - Prof. medicina preventiva USC

    “A las prioridades de vacunación se podrían añadir docentes o profesionales en contacto con muchas personas”

¿Qué opinan los epidemiólogos gallegos? Referentes en la materia consultados por FARO, como el profesor de Medicina Preventiva, Alberto Ruano, se muestra partidario de completar la vacunación a todos los mayores, por dos razones. Primero, porque está demostrada una mayor morbilidad y mortalidad en esa franja de edad ante el coronavirus. Y segundo, y no menos importante, para ayudar a aliviar la carga asistencial, ya que la mayoría de los ingresos hospitalarios son de personas de esa franja de edad. “Es una buena medida para aliviar los ingresos hospitalarios y colaborar a mejorar la presión asistencial”, explica. “El pico hospitalario aún no ha llegado”, valora, “y va a ser peor que el de la primera ola”. Y si hubiera que añadir a algún otro colectivo al que vacunar después, Ruano añadiría aquellas profesiones o sectores en los que se está en contacto con muchas personas, como los profesores.

  • Miguel Álvarez - Epidemiólogo

    “Ahora el 80% de los casos son sintomáticos; a los jóvenes también se les vacunará, pero a priori tienen menos riesgo”

Por su parte, el epidemiólogo gallego Miguel Álvarez Deza, jefe de alertas epidemiológicas de Pontevedra, explica que “la estrategia es ir bajando por grupo de edad”. ¿La razón? “Un tema de inmunosenescencia (envejecimiento del sistema inmune). Por tanto, cuanto más mayores, más vulnerables”, analiza. “A los jóvenes también se les vacunará y en principio tienen menos riesgo. Los centros escolares en la segunda ola eran seguros por las medidas adoptadas. Ahora hay más contagios, en parte como consecuencia de las fiestas (navideñas) y de que circule la cepa británica; diez veces más contagiosa y con altas cargas virales”, añade. “El 80% de los casos ahora son sintomáticos”.

La vacunación acelera: más de un millón de españoles

España llegaba ayer al hito del millón de vacunados. Hasta el martes se habían administrado 966.097 dosis de las vacunas contra el COVID-19 de Pfizer y Moderna, lo que representa el 82,5% de las distribuidas entre las Comunidades Autónomas, que ascienden a 1,143.300 unidades. “Ritmo óptimo”, valoró el ministro de Sanidad, Salvador Illa, ayer en su comparecencia. “El cuello de botella aquí lo pone el suministro”, aseguró, aunque quiso agradecer el trabajo de distribución y las gestiones de las autoridades europeas. De este modo, se acelera el ritmo de vacunación de las últimas semanas, con una media en torno a las 90.000 inoculaciones por día, y un total de 9.341 personas que ya han recibido ya la segunda dosis, a partir de la cual se empieza a generar inmunidad. Los datos del departamento dirigido por Salvador Illa indican que en ese periodo se han recibido en España un total de 1,1 dosis de vacuna, 1.107.600 de ellas de Pfizer, con 957.314 dosis administradas, y 35.700 correspondientes a Moderna, con 8.783 ya inoculadas. El Ministerio de Sanidad facilitó la información basada en datos que facilitan las comunidades autónomas, únicamente siete han facilitado datos actualizados.

Compartir el artículo

stats