La inmunización avanza a buen ritmo en Galicia, pero cada día hay usuarios para los que la vacuna contra el coronavirus ha llegado demasiado tarde. En las últimas horas han muerto en Galicia otras 14 personas a causa del COVID-19 y ocho de ellas residían en alguno de estos centros. Desde que comenzó, la pandemia se cobró en Galicia 1.550 vidas, 627 de estas muertes ocurrieron en centros para mayores o para personas con discapacidad o eran usuarios que fueron derivados a hospitales.

La cifra de decesos, en todo caso, vuelve a tocar cifras diarias preocupantes. Enero había comenzado con datos, dentro de lo trágico, bajos, pero las consecuencias de la tercera ola también se notan ya en la más negra de las estadísticas. Y la presión hospitalaria no hace sino incrementarse, lo que augura que lo peor está por venir. De momento, en lo que va de mes se han contabilizado 144 óbitos.

De entre los últimos 14 muertos, se da la circunstancia de que 11 eran mujeres. Dos de ellas, de 85 y 90 años, vivían en la residencia San Bartolomeu de Xove. Otras dos, ambas de 95 años, procededían de la de A Pastoriza, pero habían sido trasladadas al HULA y al CEGADI, respectivamente. En esta residencia integrada falleció una usuaria del geriátrico de Ribeira, de 87 años, y en el mismo centro perdió la vida otra mujer, de 94 años. Las fallecidas en centros de mayores se completan con otra usuaria de 78 años del Asilo San Sebastián e San Lázaro de Ribadeo y otra de 91 de DomusVi Carballo. Las víctimas femeninas restantes perdieron la vida en Povisa, en el CHUAC y en el Hospital Comarcal de Monforte, con 85, 85 y 84 años, respectivamente.

En cuanto a los varones, se trata de un hombre de 62 años que estaba ingresado en el Álvaro Cunqueiro, otro de 72 en el Complejo Hospitalario Universitario de Ferrol y uno de 75 en el de Santiago.   

Evolución de la pandemia

El incendio epidemiológico del coronavirus avanza sin control en Galicia. La comunidad atraviesa su momento más crítico: más contagiados que nunca y ya supera el pico ingresos en UCI de la segunda ola. Los casos activos ascienden este martes a los 14.075, tras sumar ayer otros 1.183 infectados. De ellos, 970 han sido detectados entre las 9.819 PCR realizadas en las últimas horas.

La comunidad cumple una semana disparando la curva en más de mil positivos diarios. Además, el área sanitaria de Vigo ha roto en las últimas horas su techo histórico de casos activos, como ya hicieron en fecha anteriores las de A Coruña y Santiago. El total de infectados desde marzo asciende a 78.462.

Las ucis han sobrepasado la cota alcanzada en la segunda ola. Sanidade informa hoy de 114 (+10) pacientes críticos, frente a los 110 notificados el pasado 16 de noviembre. El mayor registro de ingresos graves se produjo el pasado 5 de abril, con 169. Por entonces toda España atravesaba su tercera semana bajo confinamiento total.

Las hospitalizaciones en otras unidades también repuntan este martes hasta las 664, 29 más que ayer. El número de internados en situación estable también ha sobrepasado la marca de la segunda ola, pero aún se mantiene lejos de los datos de abril, cuando el día 6 se notificaron 939.

De acuerdo con los datos actualizados este martes por el Sergas, la presión hospitalaria continúa al alza con 778 pacientes COVID en los hospitales gallegos, casi 300 más que hace una semana.

Según los datos ofrecidos por la directora xeral de Saúde Pública esta mañana, la incidencia acumulada en Galicia a 14 días se sitúa en 485 casos por cada 100.000 habitantes y la postividad en las pruebas PCR de la última semana se eleva hasta el 10%. Esta ratio supone el doble de la tasa establecida por la OMS (un 5%) para mantener a raya el avance del virus. Además, el número reproductivo (índice que mide el número de contagios que causa cada positivos) ha subido al 1,4%.

Esta situación llevó a la Xunta a elevar a 55 concellos al nivel máximo de restricciones, entre ellos Vigo y Pontevedra. Esto supone el 73% de la población gallega. Además, los concellos de Arteixo, Xinzo de Limia y Viveiro verán restringida su actividad a lo esencial debido a las elevadas tasas de expansión del virus que registran: más de 1.000 casos por cada 100.000 habitantes.

De nuevo, el área que acumula más hospitalizados es la de A Coruña-Cee, que ha rebasado los dos centenares y se sitúa en 203 al sumar nueve ingresos en las últimas 24 horas. Los pacientes en cuidados intensivos también han subido, en cinco, hasta los 36.

En segundo lugar está el área sanitaria de Santiago-Barbanza, con 120 hospitalizados por covid (+5), de los que 20 están en críticos (+4); y en tercero ya está la de Ourense-Verín-O Barco de Valdeorras, con 113 ingresados --tras sumar otros 15 en solo un día--, ocho de ellos en UCI (+2).

El área sanitaria de Vigo cuenta este martes con 111 ingresados (+6), 21 de ellos en UCI (+1), mientras que la de Ferrol se le acerca con 107 (+7), aunque los pacientes críticos se mantienen en 11. Por debajo del centenar de hospitalizados está la de Pontevedra, que suma un ingresado más, hasta los 78, al tiempo que bajan en dos los de cuidados intensivos, a 11.

El único distrito santiario que rebaja la presión hospitalaria es el lucense, que notifica 46 ingresados, cuatro menos que la jornada previa, mientras los enfermos en UCI se mantienen en siete, sin cambios.

Vigo bate su récord de casos activos de la pandemia

El área sanitaria viguesa marca hoy un récord histórico de casos activos. Sanidade informa este martes de 2.596 infectados, el mayor pico alcanzado desde el mes de marzo. La tercera ola ha reventado el techo de diagnosticados en la demarcación, que en las últimas horas ha sumado 187 nuevos positivos. La anterior marca se registró el 7 de noviembre con 2.530 enfermos.

De hecho, todas las áreas sanitarias mantienen un ascenso sostenido y ya desde el lunes cuentan con más de 1.000 pacientes cada una. La que más casos activos tiene es A Coruña-Cee, con un total de 3.533. Le siguen, con casi mil menos la de Vigo, y después la de Santiago-Barbanza, con 2.507.

Por debajo de los 2.000 se sitúan el resto. Ourense-Verín-O Barco de Valdeorras está este martes en 1.960 enfermos por coronavirus; Lugo-A Mariña-Monforte atiende a 1.210; Pontevedra-O Salnés, a 1.145 ; y Ferrol, a 1.124.