Galicia frena la curva del Covid-19 pero no logra detener la presión hospitalaria. Mientras los casos activos descienden hasta los 8.669, 159 menos que los comunicados el domingo, el número de pacientes hospitalizados en planta asciende hasta los 459, veinte más que los registrados en la última jornada. Las personas ingresadas en las UCI gallegas se mantiene estable en el centenar.

La Consellería de Sanidade informó anoche de otros 15 fallecimientos de personas que habían sido diagnosticadas de coronavirus, que elevan la cifra total de fallecidos en Galicia a 1.161. Con edades comprendidas entre los 53 y los 97 años. Siete de los 15 fallecidos estaban vinculados a residencias: la Ballesol de Vigo, la Doral de Mos, la DomusVi de Ribadumia (2), la Nosa Sra. dos Miragres de Barbadás y la DomusVi de Oleiros. Tres de ellas pertenecían al área sanitaria de Vigo, 3 a la de Ourense, 5 a la de A Coruña, 2 a la de O Salnés y 2 a la de Santiago.

Estos decesos corresponden también al recuento de fin de semana que se actualizaron ayer tras comprobar que habían muerto de Covid-19.