La Fundación de Ayuda contra la Drogadicción (FAD) y Maldita.es, con el al apoyo de Google.org, han lanzado “No more haters. ¡Rompe la cadena del odio!”, un proyecto para analizar y prevenir el discurso de odio en redes entre adolescentes y jóvenes españoles de 14 a 29 años. Según la Fad, el proyecto contempla la realización de una investigación sociológica para conocer las actitudes y posturas de los jóvenes españoles sobre los discursos de odio en la red, dado que es una población con un uso de Internet y redes sociales muy elevado, al tiempo que representa un perfil de usuarios y usuarias especialmente vulnerables.

En España, el 38% de los jóvenes de 15 a 24 años ha visto, en el último año, “páginas donde la gente publica mensajes que atacan a ciertos individuos o colectivos” y un 34% afirma haber sufrido algún tipo de maltrato por Internet o redes sociales (bromas personales que no gustan, actos de exclusión, insultos, amenazas...), según un estudio desarrollado por el Centro Reina Sofía sobre Adolescencia y Juventud de Fad, basado en una encuesta a 1.400 jóvenes.

Asimismo, los datos del Ministerio del Interior muestran que en los últimos años se ha generado una evolución anual ascendente en el número de hechos conocidos de delitos de odio, incluyendo el discurso de odio en la red. En 2017, el número de hechos conocidos de discurso de odio se situaba en 1.419; este número crece un 12,6% hasta llegar a 1.598 en 2018 y en 2019 se alcanzan los 1.706 casos, con un incremento del 6,8 por ciento.

Esta iniciativa pretende dar la vuelta a estos datos con la puesta en marcha, entre otras acciones, de una campaña de sensibilización en redes para jóvenes; una guía para que los docentes puedan trabajar estos temas en el aula; y el diseño de una ‘app’ bilingüe que incidan en el trabajo, la reflexión y la prevención de manifestaciones de odio e intolerancia entre adolescentes y jóvenes de 14 a 29 años.

Para la directora general de Fad, Beatriz Martín Padura, “uno de los grandes problemas con respecto al discurso del odio es que muchos y muchas jóvenes no saben identificarlo”. Por su parte, la cofundadora de Maldita.es, Clara Jiménez Cruz, aseguró que “la desinformación impulsa de forma muy peligrosa los mensajes de odio y ha encontrado en las redes sociales el canal ideal para llegar a los más jóvenes”.