Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cinco minutos de pura emoción

'Fix You' es, según Chris Martin, la canción más importante que ha compuesto Coldplay

Coldplay.  // Reuters

Coldplay. // Reuters

"Cuando haces tu mejor esfuerzo, pero no tienes éxito / Cuando obtienes lo que quieres, pero no lo que necesitas / Cuando te sientes cansado, pero no puedes dormir / Atascado en marcha atrás / Cuando las lágrimas caen por tu cara / Cuando pierdes algo que no puedes reemplazar/Cuando amas a alguien, pero se desperdicia /¿Podria ser peor?"

Es, según Chris Martin, la canción más importante que ha compuesto Coldplay. Antes del magistral "Viva la vida or death and all his friends" (2008), y de que se entregaran definitivamente al pop bailable y colorista con "Mylo Xyloto" (2011), el cuarteto inglés destacaba por el tono melancólico de sus canciones. Al igual que Radiohead, enorme banda de la que nadie puede esperar una canción especialmente optimista, el registro de Coldplay era más bien frío, como indica el propio nombre del grupo. Desde sus inicios con "Parachutes", en su repertorio dominaban los temas oscuros de rock alternativo, en la línea de la banda de Thom Yorke y de Travis. Antes de pasarse al pop, o al "rock suave", como lo definió Chris Martin, solo "Yellow" (2000) e "In my place" (2002) apuntaban a un tono más vitalista, sin dejar de lado el fondo meditativo y romántico. "Fix you" es, seguramente, la canción más emotiva de Coldplay, la que siempre pone un nudo en la garganta, y es utilizada continuamente como himno para todo tipo de causas. La usaron como revulsivo tras los atentados de Londres de 2005 y la han adoptado un buen número de equipos deportivos, documentales y campañas solidarias. Incluso la tocaron en una ceremonia en memoria de Steve Jobs tras la muerte del fundador de Apple.

EN DIRECTO

Coronavirus en Galicia: última hora

Sigue las noticias sobre la incidencia de la pandemia del Covid-19 en la comunidad

Fue compuesta por los cuatro miembros del grupo. Chris Martin quiso usar un órgano de iglesia, pero se conformó con un órgano que había comprado su suegro, Bruce Paltrow, poco antes de su fallecimiento. Al comienzo con el órgano y la voz en falsete de Martin se van sumando progresivamente los demás instrumentos, hasta que a mitad de la canción llega el subidón con el "riff" de guitarra de Jonny Buckland un estribillo coreado que hace asomar las lágrimas. La emoción se refuerza en el videoclip cuando Chris Martin, después de caminar por las calles de Londres, echa a correr y entra en el escenario del estadio de fútbol del Bolton Wanderers para unirse a sus compañeros y a cerca de 40.000 espectadores enfervorizados. Esa parte fue grabada en varias tomas en dos conciertos del grupo en ese recinto deportivo. Fueron los primeros recitales que Coldplay ofreció en estadios, por lo que esta canción marca de alguna forma la transición definitiva de la formación londinense de banda alternativa a grupo de masas mundialmente conocido.

Se cree que Chris Martin la escribió para su pareja de entonces, la actriz Gwyneth Paltrow, destrozada tras el prematura pérdida de su padre, el citado productor cinematográfico Bruce Paltrow, con solo 58 años, víctima de un cáncer. Pero su música y su letra reconfortan a todo aquel que quiere escucharla, también al personal sanitario que lo está dando todo estas semanas, y a quienes han perdido a sus seres queridos sin tan siquiera poder despedirse de ellos.

"Las luces te guiarán hasta casa

Y encenderán tus huesos

Y yo intentaré recomponerte"

Compartir el artículo

stats