Los jóvenes españoles de entre 15 y 29 años cada vez tienen un ocio más casero y vinculado a la tecnología digital y se reducen las salidas nocturnas vinculadas a bares y discotecas, tal y como lo refleja el informe "Jóvenes, ocio y TIC" del Centro Reina Sofía sobre Adolescencia y Juventud de la Fad.

El ocio siempre ha ocupado un lugar muy importante en la vida de los jóvenes, como lo demuestran las encuestas realizadas por la Fundación de Ayuda contra la Drogadicción (Fad) desde 1994 y, en la escala de prioridades, el tiempo libre es una de sus prioridades junto con la familia, los amigos y el trabajo. Sin embargo, la forma de ocio ha ido cambiando a medida que las nuevas tecnologías han ido cobrando importancia en la sociedad, de manera que, si en el año 2000 los jóvenes dedicaban su tiempo libre a las amistades, la televisión, la música y el deporte, en 2019 el primer puesto lo ocupa chatear y navegar por internet (lo hace con mucha frecuencia el 74,6 %), seguido de ver películas y series on line (68,5 %), las amistades (54,6 %) y los videojuegos (42,4 %).

En el año 2004, entre las 9 primeras dedicaciones de los jóvenes en su tiempo de ocio se encontraba también ir de copas o bailar, conceptos que este año no se mencionan en los primeros puestos y que sólo declaran practicar el 22,7 % de los encuestados.