Las mismas fuentes han añadido que tras la reunión de Carod-Rovira con la cúpula de ETA en Perpignan el 4 de enero de 2004, el locutor comparó reiteradamente a Esquerra Republicana con la banda terrorista y acusó a Carod-Rovira, presidente de ERC, de pactar con ella en dicha reunión.

Asimismo, calificó a Joan Puigcercós, secretario general de ERC, de "terrorista reciclado".

Ante estas afirmaciones del locutor de la COPE, los dirigentes republicanos emprendieron acciones judiciales contra esta emisora y Jiménez Losantos.

Además de abonar la indemnización apuntada, la Audiencia de Barcelona condena al locutor a publicar la sentencia, que no es firme y se puede recurrir ante el Tribunal Supremo, en los rotativos Avui y El País y en las emisoras de radio Catalunya Ràdio y Cadena SER, según las mismas fuentes.