Según informó el departamento vasco de Interior en un comunicado, el asesinato se produjo poco antes de las 10.00 de la mañana y, según las primeras declaraciones recogidas por la Ertzaintza entre los vecinos del inmueble, previamente al suceso se habría escuchado una fuerte discusión entre la pareja.

Los ertzainas que acudieron a la vivienda encontraron el cuerpo de la mujer con diversas puñaladas en zonas vitales, como el cuello y el corazón, y los sanitarios certificaron el fallecimiento.

El marido y presunto asesino presentaba una herida de cuchillo en el pecho, por lo que fue trasladado a un centro hospitalario, donde permanece detenido como supuesto autor de un delito de homicidio.

La Ertzaintza ha iniciado una investigación para establecer las circunstancias exactas en las que se han producido los hechos.