25 de noviembre de 2012
25.11.2012

Un banco en Mondariz para don Gerardo

Gerardo Fernández Albor, expresidente de la Xunta, fue homenajeado por empresarios gallegos en Barcelona y Madrid, juristas y el club de la sexta provincia

25.11.2012 | 01:00
De izq. a dcha., José A. Lorenzo, Alberto Núñez Feijóo, Gerardo Fernández Albor, la ministra Ana Pastor y Javier Solano, ayer, en el salón infanta Isabel del Balneario de Mondariz.

"Estoy emocionado, esto es una faena que me estáis haciendo", fueron las primeras palabras de Gerardo Fernández Albor en el acto de homenaje, ayer en el Balneario de Mondariz, en la localidad de Mondariz Balneario, donde dijo sentir que "estoy entre los míos".

Esta localidad albergará el Parque de la Sexta Provincia, donde distintos elementos del mobiliario urbano recordaran a personajes insignes de la comunidad gallega el primero para el primer presidente de la Xunta, después de hacerse efectiva la autonomía de Galicia, tras la etapa inicial constituyente de Antonio Roson y Xosé Quiroga Suárez.

El homenaje que se celebró entorno a una comida tras un acto inicial y fue organizado por Aegama, Empresarios Gallegos en Madrid, Aega-Cat, Empresarios Gallegos en Barcelona, Jurisgama, Asociación de Juristas Gallegos y Club de la Sexta Provincia, con la coordinación de Enrique Beotas. Un total de 325 personas, la mayoría llegadas de fuera de Galicia, acudieron al xantar, donde no faltó la fadista María do Ceo, que interpretó especialmente "Julia Florista" dedicada al homenajeado.

En el turno de discursos intervinieron Javier Solano, presidente de la Fundación Mondariz Balneario, el alcalde de Mondariz Balneario, José Antonio Lorenzo, la ministra Ana Pastor, y el presidente de la Xunta en funciones, Alberto Núñez Feijóo.

Feijóo puso a Albor como ejemplo de galeguismo cordial y abogó por administrar Galicia de esa forma. El presidente se refirió a su predecesor como "primero doctor e intelectual, después como europeísta y siempre como una persona buena y generosa que está al lado de sus amigos. Gracias a él, nuestro país dejó de ser lo que era, y comenzó a ser lo que será".

"Él supo ver la energía, las ganas y el potencial del pueblo gallego que llevaba demasiados años acallado. Y canalizó todo eso con la única actitud que puede explicar su decisión de abandonar una fructífera vida profesional como médico por la vida política. Una actitud basada en el compromiso, en la generosidad, en un trabajo ingente, y en el amor por la tierra y polos sus conciudadanos", añadió.

El responsable del Gobierno gallego recordó que a labor de Gerardo Fernández Albor no era nada fácil. "Tenía que superar los recelos que, por exceso o por defecto, provocaba el autogobierno en varios sectores de la sociedad gallega. Tenía que superar la tentación de ensimismarse a la que muchas veces nos vemos sometidos los políticos. Tenía la tarea de levantar una Galicia que había sido soñada por muchos, pero que estaba por hacerse", dijo.

También Ana Pastor, ministra de Fomento, se refirió a Fernández Albor como su maestro -ambos comparten profesión. "De ti hemos aprendido tu compromiso por la Sociedad" y añadió que "se puede ser galeguista, tener ideas liberales y ser un gran humanista".

El acto celebrado en el salón noble del Balneario de Mondariz incluyó el descubrimiento del banco en el que esta grabada una de las frases que acompaña a González Albor al que se le veía siempre con un paraguas lloviese a hiciese sol. "Llevaba el paraguas para apoyarme porque no me gustaba llevar bastón", dijo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine