18 de enero de 2011
18.01.2011

Un zodiaco al gusto de todos

La constelación Ofiuco "revoluciona" las redes sociales

18.01.2011 | 08:42
Un zodiaco al gusto de todos

Si está a disgusto con su horóscopo puede pasarse al siguiente y si está conforme, quedarse como está, todo depende del zodiaco por el que se guíe: el astrológico o el astronómico. Desde que hace unos días el astrónomo estadounidense Parke Kunkle afirmara que el cálculo cronológico que corresponde a cada signo zodiacal está errado porque el eje terrestre ha experimentado variables desde que se creó el zodiaco, 2000 años antes de Cristo, desplazándolos así casi un mes y que existe una decimotercera constelación, Ofiuco, la red "se ha revolucionado". Nadie quiere renunciar a su horóscopo.

Las declaraciones del profesor de astronomía y cofundador de la Sociedad Planetaria de la Minnesota Planetarium Society, Parke Kunkle, sobre que la oscilación del eje terrestre habría alterado los signos del zodiaco en los últimos 5.000 años y que además hay una decimotercera constelación en la línea zodiacal, Ofiuco, donde el disco solar se encuentra de finales de noviembre a mediados de diciembre, no es nada nuevo para la ciencia, para la que existe desde hace 4.000 años, aunque no por ello ha causado menos revuelo en las redes sociales y desde el pasado viernes, Ofiuco es el término más demandado en el buscador de Google. Los astrólogos reconocen que han recibido ingestes cantidades de e- mails de aficionados al horóscopo, indignados –algunas incluso, hasta preocupadas– tras descubrir que con el cálculo astronómico real, no pertenecen al signo zodiacal que creían.
"No paro de recibir mensajes y llamadas de gente preguntándome si es cierto que su horóscopo estaba equivocado. Yo les digo que no se preocupen, que no ha cambiado nada y que no habrá un decimotercer signo", comenta Nelly Yolanda Veracierto, delegada en A Coruña de la Sociedad Española de Astrología, que en Galicia tiene su segunda delegación en Lugo.
Sin embargo, Ofiuco u Ophiuchus (el portador de la serpiente o Serpentario) fue catalogada ya por el astrónomo y matemático griego Ptolomeo en el siglo XVI y la Unión Astronómica Internacional fijó su posición como constelación en la línea zodiacal a partir de 1930, aunque no ha sido reconocida como tal por la astrología tradicional.
"Conocemos Ofiuco desde hace muchos años, al igual que sabemos que la orientación del eje de la Tierra no es el mismo hoy que hace 5.000 años y que cada 26.000 años se produce un cambio total. Esto es natural, debido al efecto de gravedad. El propio Parke Kunkle ha manifestado su sorpresa por la difusión que han tenido sus declaraciones", explica Antolín Franco, presidente de la Agrupación Astronómica Rías Baixas.
Pero, ¿en qué afectan la constelación de Ofiuco y las variaciones del eje de la Tierra a los signos zodiacales? En nada, y en esto coinciden astrónomos y astrólogos. Y es que, el zodiaco astronómico y el astrológico solo comparten los nombres que designan los doce signos astrológicos y las doce constelaciones astronómicas que tienen en común. Sin embargo, hay una importante diferencia, ya que mientras los signos zodiacales son secciones geométricas de igual tamaño –cada un representa 30º y corresponde a un periodo aproximado de un mes–, las constelaciones tienen formas más irregulares, lo que hace que el Sol no pase necesariamente 30-31 días en cada una de ellas. Esto explica que la fecha astrológica de Aries sea del 21 de marzo al 20 de abril, y la astronómica de 1996 del 18 de abril a 14 de mayo.
"El horóscopo data de la época de los babilonios y está hecho a partir de los conocimientos astronómicos que tenían, más limitados de los que tenemos hoy en día. Es normal que no coincida con la actual situación de las constelaciones", explica Franco.
A Nelly Yolanda Veracierto no le ha sorprendido las informaciones las rotaciones del eje de la Tierra, que ya conocía y que según ella "no invalidan el horóscopo", aunque sí cómo se han enfocado. "Se ha creado una alarma innecesaria. Pasamos por ciclos y los ciclos son algo normal. De esto mismo ya se habló hace doce o trece años y entonces ya se concluyó que esto no afectaba a la astrología occidental, aunque puede que sí a la oriental, que se basa en las lunas", asegura. Tampoco cree que los cambios en la alineación de las estrellas cambie la carta astral. "Ésta es un relato del cielo hoy, a una hora y desde un lugar determinado, y so no cambia de la noche a la mañana", explica.
Pero, ¿cómo quedaría el horóscopo si incluyera a Ofiuco? Los capricornio serían los nacidos del 19 de enero al 15 de febrero; los acuario, del 16 de febrero al 11 de marzo; los piscis del 12 de marzo al 18 de abril; los aries, del 19 de abril al 13 de mayo; los tauro, del 14 de mayo al 20 de junio los géminis, del 21 de junio al 19 de julio; los cáncer, del 20 de julio al 19 de agosto; los leo, del 20 de agosto al 15 de septiembre; los virgo, del 16 de septiembre al 30 de octubre; los libra, del 31 de octubre al 22 de noviembre; los escorpio, del 23 de noviembre al 29 de noviembre; los ofiuco, del 30 de noviembre al 17 de diciembre, y los sagitario, del 18 de diciembre al 18 de enero.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook