26 de agosto de 2008
26.08.2008

CARLOS FREIRE BAZARRA, Ginecólogo: "El periodo ideal para dar a luz es entre los 21 y los 35 años"

26.08.2008 | 02:00
El ginecólogo Carlos Freire. / I.M.

El ginecólogo gallego Carlos Freire Bazarra defiende que lo más importante para ser madre es "hacerlo de forma voluntaria", aunque reconoce que a los 15 o 16 años "puede haber más complicaciones. El periodo ideal para quedarse embarazada es entre los 21 y los 35 años. Antes, el cuerpo todavía no ha completado su desarrollo y, después, es más peligroso tanto para la madre como para el feto", advierte.
-En 2006, 91 gallegas menores de edad fueron madres. El año pasado, la cifra aumentó casi un 30%. ¿Qué está fallando?
-En primer lugar, habría que diferenciar qué porcentaje de partos corresponden a embarazos deseados y cuáles no. Aunque, en ambos casos, el problema es el mismo: hay un claro déficit de educación sexual. La información sobre los métodos anticonceptivos está ahí, pero los adolescentes no saben o no quieren aprovecharla.
-En este sentido, ¿qué le parece que la Xunta vaya a impartir talleres sobre educación sexual a niños desde 3 años?
-Los ginecólogos siempre hemos defendido la educación sexual en la escuela, pero de un modo normalizado, para erradicar tabúes. Si a un niño de 4 años no se le enseñan ecuaciones de segundo grado, tampoco se le debería instruir en técnicas para el coito.
-¿El embarazo de una menor es más arriesgado que el de una mujer adulta?
-Desde el punto de vista obstétrico, no. Aunque, evidentemente, una niña de 14 años puede sufrir más complicaciones que una chica de 18. Lo ideal sería dar a luz a partir de los 21 años, que es cuando el cuerpo de la mujer ya ha completado su desarrollo.
-Pero es menos peligroso el embarazo de una menor que el de una mujer de mediana edad...
-Por supuesto. La Organi zación Mundial de la Salud advierte que quedarse embarazada a partir de los 35 años entraña más riesgos, tanto para la madre como para el feto.
-¿Y cuáles son esos riesgos?
-Riesgos asociados al embarazo, como una mayor probabilidad de que la madre sufra hipertensión o diabetes estacional, por ejemplo. Y también riesgos asociados al momento del parto, ya que, cuantos más años tenga la madre, mayores son las probabilidades de que se le tenga que practicar una cesárea.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook