12 de enero de 2010
12.01.2010

Arthuro rescinde los tres años de contrato con el Celta

El delantero brasileño llega a un acuerdo amistoso con el club y podría irse a Dubai

12.01.2010 | 18:04

Arthuro Henrique Bernhardt ya forma parte del pasado del Celta. El delantero brasileño y el club llegaron ayer a un acuerdo amistoso para rescindir el contrato de tres años que habían firmado el pasado verano, cuando el futbolista llegó a Vigo tras un periplo de escaso éxito por Rumanía y por Chechenia, tras abandonar el fútbol español sin dejar mucha huella. Esta baja obliga al club a intensificar la búsqueda de un delantero centro, cuyo fichaje podría concretarse a lo largo de esta semana después de que varios futbolistas hubiesen rechazado la oferta del equipo vigués.
La desvinculación de Arthuro del Celta estaba sobre la mesa cuando el pasado diciembre el jugador protagonizó un acto de indisciplina en un entrenamiento que obligó a Eusebio a dejarle fuera de las convocatorias. El técnico, que había sido su principal mentor durante los meses que el jugador sufrió las críticas de un sector de la afición por su nula aportación al equipo, decidió entonces que había que buscar un refuerzo en el mercado de invierno que ayudase con goles a superar la crisis deportiva.
Mientras se demoraba el fichaje del ariete, Eusebio se vio obligado a utilizar a Arthuro en el partido de la Copa del Rey ante el Villarreal, el día de Reyes, al lesionarse Iago Aspas. El brasileño aprovechó la ocasión y fue el autor del tanto del empate. Se especuló entonces con la posibilidad de reconducir la situación. El entrenador incluso lo convocó para el doble desplazamiento a Tarragona y a Vila-real. Ayer, cuando el equipo estaba concentrado en un hotel de Castellón, se decidió que Arthuro regresase a Vigo para negociar la rescisión del contrato.
En Praza de España le esperaba el director general del Celta, Antonio Chaves, con el que se reunió a partir de las siete y media de la tarde. Poco después, el club anunció la rescisión del contrato entre el club y el jugador, que esta mañana ofrecerá una rueda de prensa de despedida en A Madroa.
Dubai o un país europeo parece el destino del delantero brasileño que también jugó en Inglaterra, en el Middlesbrough. De ahí pasó a España, para jugar en el Racing de Santander, Sporting de Gijón, Alavés y Córdoba.
Con el Celta disputó 11 partidos de Liga, en los que cinco fue titular y tres los jugó completos. En los 520 minutos que defendió la zamarra celeste en la competición regular no sumó ningún gol. Antes de irse sí dejó el cabezazo con el que el pasado miércoles batió a Diego López. En su celebración dejó patente su malestar con la afición, ya que puso ambas manos sobre las orejas esperando oír los silbidos con que fue recibido al sustituir a Aspas.
Era uno de los jugadores con la ficha más alta de la actual plantilla, pues su salario rondaba los 300.000 euros anuales. Ahora, el Celta tendrá que buscar con mayor urgencia un recambio para el delantero brasileño que tuvo un paso efímero por Vigo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook